Logo La República

Lunes, 2 de agosto de 2021



NACIONALES


Medida busca reducir el subsidio que deberá aportar el Estado para abaratar boleto

Concesionario del tren eléctrico dispondrá de terrenos del Incofer para impulsar obras inmobiliarias

Empresas más creativas en generar nuevas actividades tendrán mayor posibilidad de éxito en la licitación

Danny Canales dannycanales.asesor@larepublica.net | Miércoles 21 julio, 2021

Foto de la estación del tren de Amsterdam, Países Bajos
Crear plazas comerciales, estaciones de trabajo tipo cowork o promociones por vallas publicitarias son algunas actividades paralelas que podría explorar el concesionario del tren en los predios de Incofer. Shutterstock/La República


El proyecto del Tren Eléctrico de Pasajeros que impulsa el gobierno le permitirá a la empresa o consorcio que gane el contrato disponer de los terrenos del Instituto Costarricense de Ferrocarriles (Incofer) para impulsar desarrollos inmobiliarios.

Lea más: Tren eléctrico de $1.550 millones sin respaldo de aspirantes presidenciales

Con esta medida se busca crearle ingresos adicionales de los que generará la propia operación del tren a fin de reducir el subsidio que deberá aportar el Estado para abaratar el costo de los boletos.

De acuerdo con los estudios, para hacer el proyecto financieramente rentable y atractivo a la inversión privada, el país debería aportar unos $70 millones anuales en promedio.

Es en ese componente que llegaría a jugar un papel importante la pericia que tenga el concesionario para aprovechar la demanda cautiva de pasajeros en la generación de negocios adicionales.

De hecho, en la creatividad que tengan las empresas en generar otras actividades rentables alrededor del tren estará el éxito que tengan en el concurso, reconoció Claudia Dobles, Primera Dama y promotora del proyecto.

Lea más: Tren eléctrico a solo dos pasos de ser una realidad ¿los dará?

Para ello, el concurso queda abierto a la conformación de consorcios que incluyan, entre otras, a empresas especializadas en desarrollos inmobiliarios.

Considerando el amplio derecho de vía que tiene Incofer en sus predios, el operador del sistema contará con espacio suficiente para el desarrollo de distintas actividades.

Desde la creación de plazas comerciales, de espacios de trabajo o la instalación de vallas comerciales en las principales estaciones del tren son algunos de los negocios complementarios que se podrían explorar, como hacen los operadores ferroviarios de otras ciudades.

Compensar la alta inversión que demanda la puesta en marcha de un sistema de transporte ferroviario moderno exclusivamente con el costo del boleto implicaría tarifas muy elevadas que desincentivaría su uso y restaría interés de las empresas.

Es por esta razón que muchos de los sistemas en el mundo son subsidiarios por los Estados o gobiernos locales para contar con un sistema masivo, limpio, eficiente y de bajo costo.

El tren eléctrico que se pretende poner en marcha en el país fue valorado en $1.445 millones. De esta suma, los análisis apuntan a que para hacerlo rentable el Estado deberá aportar unos $550 millones, que se haría mediante un crédito, más el subsidio de $70 millones anuales. Al operador le correspondería aportar los restantes $1.000 millones.

De esta manera se garantizaría el costo del boleto entre San José y Alajuela en ¢600 por sentido, estimó Elizabeth Briceño, jerarca de Incofer, quien enfatizó en que sería un monto accesible la mayoría de las personas.

Justamente la travesía entre la capital y Alajuela sería la primera de tres fases en que se dividió el proyecto del tren, precisamente para reducir la presión de tener que hacer toda la inversión de una sola vez.

La segunda fase irá de la capital a Cartago y la tercera hasta Ciruela, de Alajuela. La inversión en cada etapa se estimó equitativamente por el orden de los $500 millones.

El proyecto del tren metropolitano está en la fase de socialización del cartel de licitación entre las posibles empresas y grupos financieros interesados para que le formulen sus observaciones.

Una vez que se cumpla con este trámite, la intención de las promotoras es dar el paso a la fase de licitación internacional para escoger a la empresa o grupo de empresas que lo desarrollen.

Será a lo más que aspira esta administración considerando el poco tiempo que queda para que se termine el periodo presidencial, por lo que la construcción y puesta en marcha quedará para las siguientes administraciones.


Proyecto


El tren de pasajeros estima una demanda anual de 50 millones de pasajeros en razón de 200 mil usuarios diarios, estimó el estudio de factibilidad contratado.

Nombre Tren Eléctrico de Pasajeros
Costo total $1.550 millones
Subsidio estatal $550 millones
Demanda 200 mil personas diarias
Estaciones 46 en todo el recorrido
Empleos a generar 1.470 directos


NOTAS RELACIONADAS






© 2021 Republica Media Group todos los derechos reservados.