Airbnb hace ricos a los inversores en propiedades
Enviar

Ryan Scott dice que los propietarios tradicionales se la están perdiendo. El dinero está en Airbnb.

Scott, de 33 años, calcula que gana $500 mil anuales de ingresos con 14 viviendas en San Diego que renta por noche a través del sitio de alquileres de corto plazo. Eso representa un margen de ganancia de 20% y casi el doble de los ingresos que obtendría de un inquilino que alquilara el año completo, explicó. Scott es dueño de ocho casas y administra seis para otros propietarios… y puede hacerlo sin dejar su empleo habitual.

“Cuando empecé hace algunos años, era muy fácil. No había mucha competencia profesional en Airbnb”, dijo Scott. “Creo que ahora va a haber mucha más gente con los administradores profesionales, para bien o para mal. Hay una oportunidad enorme para las grandes compañías”.

Los anuncios de anfitriones inversores como Scott en sitios como Airbnb, Vacasa y HomeAway Inc. se multiplican en puntos urbanos de mucho movimiento de todo Estados Unidos.

El crecimiento de los anfitriones full time ha dado lugar a una serie de startups que ofrecen servicios de apoyo, desde limpieza de casas a intercambio de llaves. Si bien los alojamientos no autorizados favorecen a los restaurantes, comercios y bares locales, han llamado la atención de los gobiernos municipales y vuelven locos a los vecinos.

Airbnb da a los inversores la oportunidad de crecer como nunca, dijo Jake Wegmann, profesor de la Universidad de Texas que analizó datos tomados del sitio web de la compañía para San Francisco, Boston, Chicago, Washington y Austin.

Las propiedades ofrecidas por anfitriones con más de un inmueble en Airbnb en esas ciudades representaban alrededor del 40% del inventario el año pasado, sin modificaciones respecto de 2013. El total de propiedades anunciadas se incrementó a más del doble en el mismo período, agregó.

Chris Lehane, responsable de política mundial de Airbnb, no accedió a proporcionar datos sobre el porcentaje de propiedades ofrecidas por anfitriones con más de un inmueble en el sitio web. Dijo que cuestionaba el uso de datos extraídos del sitio e hizo notar que estos podrían incluir hoteles boutiques o vecinos que publicaban sus propiedades uno para el otro. En el ámbito nacional, alrededor del 75% de los anfitriones son familias que comparten su residencia principal”, dijo.

“Airbnb es una plataforma de clase media de persona a persona: para la gente, por la gente, de la gente”, señaló Lehane.



Ver comentarios