Logo La República

Lunes, 12 de noviembre de 2018



NACIONALES


Pobre infraestructura vial amenaza crecimiento de Heredia

Rodrigo Díaz [email protected] | Viernes 07 noviembre, 2014



Ni municipalidad ni gobierno han planteado soluciones a corto plazo

Pobre infraestructura vial amenaza crecimiento de Heredia

Desarrolladores apuestan a proyectos para personas que trabajan en la zona

Un proyecto de 1,7 kilómetros y con un costo menor a los $10 millones, que empezará a construirse el año entrante, es la tímida respuesta que tienen los heredianos al caos vial que viven a diario para entrar o salir de su ciudad. Si no hay una salida pronta, se podría comprometer el desarrollo futuro de esta urbe.
La solución sería que los proyectos que se encuentran en el papel, como la eventual construcción de dos radiales con salida desde la autopista General Cañas, puedan incluirse dentro de la propuesta de ampliación de la carretera de San José-San Ramón.
De la misma forma, estos proyectos deberían venir acompañados de soluciones que correrían por cuenta de la misma municipalidad, como la reparación de calles, ordenamiento vial y la construcción de una terminal de autobuses que descongestionaría las calles del centro y que se ubique en las cercanías de la estación del tren.
Se estima que en junio el Incofer lanzaría una licitación para un ferrocarril eléctrico, cuya primera etapa tendría como destino la Ciudad de las Flores.
De no tomarse acciones, el crecimiento inmobiliario que tiene la provincia podría empezar a perder fuerza en los próximos años.
La misma municipalidad ha sido débil en la ejecución de obras que descongestionen los cuellos de botella en zonas cercanas al hospital y a las áreas industriales, pero en otras no puede avanzar porque depende del MOPT para hacerlo.
Por ejemplo, se está a la espera de que el MOPT avance con el proceso de licitación para la construcción de un puente que enlazaría las comunidades de Guararí y Real Santamaría, en Lagunilla, que facilitaría el paso hacia la zona donde se ubican varias empresas de zonas francas, indicó la ingeniera Lorelly Marín, de Inversión Pública de la municipalidad herediana.
Precisamente, Heredia es el sitio preferido para establecer empresas de zonas francas. Un 45% de este tipo de compañías se localiza en ese cantón y en el vecino Belén, que también es presa de la congestión vial.
Detrás de esas compañías, llegaron los desarrolladores con proyectos residenciales y comerciales, muchos de ellos dirigidos a las personas que trabajan en las empresas de Heredia. En los últimos cuatro años se han solicitado permisos de construcción para diferentes proyectos, por un total acumulado de 5 millones de metros cuadrados.
Esto incluye residenciales, terrenos industriales y áreas comerciales.
Sin embargo, las calles y accesos de Heredia siguen siendo prácticamente los mismos de hace 30 años, lo que dificulta el tránsito de las personas.

Rodrigo Díaz
[email protected]
@La_Republica