Voluntariado mueve las redes para los candidatos
Antonio Álvarez, candidato de Liberación Nacional, es uno de los que ya están gastando dinero en propaganda en redes sociales y medios tradicionales; no obstante, por el momento acude al voluntariado para el manejo de las cuentas de Facebook, Twitter e Instagram, entre otras. Gerson Vargas/La República
Enviar

Debido a la falta de recursos, los candidatos a la presidencia de la República en 2018 prefieren echar mano del voluntariado para el manejo de las redes sociales.

Se trata de dirigentes, jóvenes y hasta familiares allegados a los aspirantes, quienes inundan las redes sociales con emoticones, “likes” y comentarios positivos para el partido.

A poco más de cinco meses para las elecciones, el manejo de las cuentas de Facebook, Twitter, Instagram y otros servicios, no refleja el acompañamiento de un equipo integrado y profesional, en cuanto a la difusión de un mensaje específico.

En ese sentido, la intuición y el aprendizaje de prueba y error, han conducido a los aspirantes por el mundo virtual, aunque bajo la guía de politólogos y estrategas que ya trabajan en la campaña.

El caso más sui géneris es el de Juan Diego Castro, del Partido Integración Nacional (PIN), quien se encarga él mismo de mover las redes sociales.

“Yo he sido el único que manejo mis perfiles en redes sociales. Leo todos los comentarios y trato de responder los cientos de mensajes privados que me envían. Aprendo mucho. A diferencia de los candidatos de los partidos tradicionales, quienes han gastado millones de dólares en campaña, lo único que he gastado yo es un teléfono celular, el que tenía se me fundió de hacer videos y tomar fotografías. Sin gastar un cinco, mi perfil en Facebook es el más seguido entre todos los de los candidatos, gracias al apoyo de mis compatriotas, cansados de los políticos tradicionales”, aseveró Castro.

El aspirante confía en no gastar mucho dinero en su contienda, ya que explotará al máximo las herramientas que le da el mundo virtual para llevar su mensaje de “reconstrucción nacional”.

Por su parte, Liberación Nacional tiene contratada a una persona como asistente de comunicación en su planilla y adicionalmente, a la Agencia Repúblika Independiente para la colocación de pauta.

En ese sentido, los verdiblancos y los demás candidatos tienen previsto hacer una fuerte inversión a partir de octubre, cuando se declare abierta la campaña oficialmente y entonces, los gastos electorales sean tomados en cuenta para la deuda política, que es la contribución estatal a los partidos.

No obstante, debido a las grandes diferencias del electorado, no necesariamente todo se canalizará a la vía electrónica, sino que también habrá pauta convencional para llegar a todo el electorado.

“Las redes sociales forman parte de la estrategia de comunicación para llevar a los costarricenses nuestro mensaje y las propuestas para un futuro gobierno, sin embargo, no son la única vía para alcanzar este objetivo”, aseveró Andrea Álvarez, vocera de la campaña de Antonio Álvarez Desanti del PLN.

De todos los candidatos, el que ha hecho un mayor esfuerzo hasta el momento es Rodolfo Piza, quien ha invertido unos $25 mil para este fin, de acuerdo con Betsy Rojas, encargada de comunicación.

Mientras tanto, Carlos Alvarado del PAC, tiene un equipo de siete personas “voluntarias” trabando en las redes.

“Vamos a usar televisión o radio, pero la proporción de la inversión en redes sociales y medios tradicionales va a cambiar mucho en comparación con campañas anteriores. El PAC ha innovado con propuestas más inteligentes y costo-efectivas. Después de la Convención suspendimos la pauta unos días para enfocarnos en la planificación y diseño y estamos retomando la campaña en estas semanas. Por el momento tenemos a siete voluntarios trabajando en las redes. Más adelante haremos contrataciones”, dijo Camilo Saldarriaga, gerente de campaña del PAC.
 

Conectados

Los costarricenses están entre los más conectados a las redes sociales en el continente (cifras en porcentaje).

   
País Cantidad

Paraguay

83
Costa Rica 78
Uruguay 74
México  73
Ecuador 72
Argentina 71
Panamá 69
Chile 69
República Dominicana 69

Fuente BID, enero 2017

Ver comentarios