Logo La República

Lunes, 20 de mayo de 2024



NACIONALES


Inversión tecnológica y capacitación consumen ahorros en electricidad, insumos y otros

Universidades privadas: “Virtualidad es más cara que la presencialidad”

Mayoría de centros privados se mantendrán con modelo híbrido de enseñanza para el 2023

Esteban Arrieta earrieta@larepublica.net | Viernes 11 noviembre, 2022


“Asumir que la virtualidad es más económica es falso, ya que se requiere invertir en plataformas tecnológicas educativas de calidad, así como capacitaciones y ofrecer recursos educativos adicionales”, dijo Marianela Núñez,rectora de ULACIT.  Cortesía/La República
“Asumir que la virtualidad es más económica es falso, ya que se requiere invertir en plataformas tecnológicas educativas de calidad, así como capacitaciones y ofrecer recursos educativos adicionales”, dijo Marianela Núñez,rectora de ULACIT. Cortesía/La República


La inversión tecnológica y la capacitación de los profesores por parte de las universidad privadas, hicieron que el potencial ahorro por ofrecer clases virtuales se esfumara.

Y es que la virtualidad es más cara que la presencialidad, cuando se invierte a consciencia, según varias universidades consultadas por LA REPÚBLICA.

Se trata de la U Hispanoamericana, Lead University, Universidad Latina, Cenfotec, Ulacit y Fidélitas, entre otras.

Lea más: ULACIT es calificada como la mejor universidad privada del país por duodécimo año consecutivo

Todos los centros de estudios señalados mantendrán un modelo de enseñanza híbrido para el 2023; es decir, combinarán las clases presenciales -cuando sea necesarias para laboratorios o prácticas – con clases virtuales.

“Asumir que la virtualidad es más económica es falso, ya que se requiere invertir en plataformas tecnológicas educativas de calidad, así como capacitaciones y ofrecer recursos educativos adicionales. En el caso las U públicas que tienen presencialidad, consideramos que cada institución tiene una forma de abordar cada situación, habría que analizar los motivos de otras instituciones”, dijo Marianela Núñez,rectora de ULACIT.

Mientras tanto, Marco Urbina, director general de la Universidad Hispanoamericana señaló que la virtualidad “no implica gran ahorro para las universidades puesto que hay una inversión muy grande en plataformas tecnológicas, capacitación, ciberseguridad y equipos. Una cosa compensa la otra”.

Lea más: Spin Off en las Universidades Privadas de Costa Rica

En principio la virtualidad será válida hasta septiembre del 2023, de acuerdo a la resolución del Consejo Superior de Educación (Conesup); no obstante, este modelo de enseñanza habría llegado para quedarse, ya que Katherine Müller, ministra de Educación y jerarca del sector educativo superior, aboga por mantener las clases virtuales en la enseñanza privada superior.

El ahorro de gasolina y tiempo para los estudiantes, la eliminación de las distancias y el aprovechamiento de los recursos tecnológicos, entre otros, fueron citados por Müller a favor de este modelo.

A diferencia de las U privadas, todas las universidades estatales están en un modelo 100% presencial.

“No hay ahorro, la virtualidad no representa ningún ahorro para las universidades, porque la transformación tecnológica que se requiere, el desarrollo de herramientas didácticas para ofrecer una formación de calidad requiere de mucha inversión de recurso humano de tecnología y de capacitación para todos”, dijo Rosa Monge, rectora de la Universidad Latina de Costa Rica.

La virtualidad para la educación privada empezó a aplicar en medio de la pandemia de Covid-19, la cual, permitió a los centros de enseñanza mantenerse operando a pesar de la emergencia sanitaria.


Idea equivocada


La virtualidad no implica ningún ahorro para las universidades, por el contrario, termina siendo más cara para los centros de enseñanza.

Marianela Núñez

Rectora
ULACIT


Asumir que la virtualidad es más económica es falso, ya que se requiere invertir en plataformas tecnológicas educativas de calidad, así como capacitaciones y ofrecer recursos educativos adicionales.

Emilia Gazel

Rectora
Universidad Fidélitas


En el caso de Universidad Fidélitas más bien ha hecho importantes inversiones en el remozamiento de la planta física en los diferentes edificios. También ha invertido en robustas plataformas tecnológicas y en el área de servicios, atención y comunicación con el estudiante.

Marcela Hidalgo Solís

Decana
Lead University


Si se gestiona adecuadamente y con seriedad, la migración hacia la virtualidad y el modelo flex, implica de manera necesaria una inversión mucho mayor en capacitación y acompañamiento tecnológico para los docentes, recursos destinados al aprendizaje en línea y softwares, plataformas y bases de datos óptimos para garantizar el éxito de todos los procesos educativos.

Rosa Monge

Rectora
U Latina


No hay ahorro, la virtualidad no representa ningún ahorro para las Universidades, porque la transformación tecnológica que se requiere, el desarrollo de herramientas didácticas para ofrecer una formación de calidad requiere de mucha inversión de recurso humano de tecnología y de capacitación para todos.

Marco Urbina

Director
Universidad Hispanoamericana


No implica gran ahorro para las universidades puesto que hay una inversión muy grande en plataformas tecnológicas, capacitación, ciberseguridad y equipos. Una cosa compensa la otra.

Laura Valenzuela

Vicerrectora de Desarrollo Institucional
Cenfotec


La virtualidad implica contemplar costos de licencias de herramientas, plataformas tecnológicas que permitan una interacción y experiencia de aprendizaje enriquecedora y de la mejor calidad.


NOTAS RELACIONADAS


Rosa Monge, rectora de la Universidad Latina

Regular tarifas de universidades privadas afectaría libre mercado

Viernes 18 septiembre, 2020

Sector privado pide a los legisladores tomar en cuenta sus consideraciones.







© 2024 Republica Media Group todos los derechos reservados.