Logo La República

Viernes, 27 de noviembre de 2020



NOTA DE TANO


Si Bejarano desapareció…¿fue que se equivocó?

Gaetano Pandolfo [email protected] | Martes 26 mayo, 2020

A Barlon Sequeira lo fumigaron de la parte más emotiva del campeonato

La Comisión de Arbitraje congeló al árbitro Henry Bejarano. Reanudado el Torneo Clausura, jornadas 16 y 17, el nombre del silbatero internacional no apareció ni en pintura.

¿Por qué los patronos de don Henry lo archivaron?.

Esta interrogante pareciera tener solo una respuesta coherente y lógica.

Bejarano está “suspendido”, porque sus jefes, consideraron que se equivocó al sancionar como penal, una acción del defensa del Alajuelense, Junior Díaz sobre el atacante del Team, Yendrick Ruiz.

Don Henry pitó ese penal en tiempo de reposición, Herediano le empató el partido a la Liga y se armó el “broncón”.

Lea más: Bejarano empaña un clásico provincial que quebrantó a la Liga

Consecuencia de la bronca, el Comité Disciplinario sancionó a tres jugadores manudos: Kenner Gutiérrez, Jonathán McDónald y Barlon Sequeira.

Conocida la sanción, nos llamó muchísimo la atención el severo castigo al joven Sequeira. Lo fumigaron de la etapa más crucial del torneo, suspendiéndolo por dos meses por “agredir por la espalda a uno de los asistentes de Bejarano”.

Para el jugador que comete esa agresión, el reglamento señala una suspensión que puede ir de seis meses a dos años, de manera que quienes sacaron del torneo a Barlon, consideran mínimo el castigo.

La pregunta que me hago, trata de hallar una respuesta justa y no la encuentro.

Al congelar a Henry Bejarano, la Comisión de Arbitraje está reconociendo implícitamente que se equivocó. Es decir, pitó un penal que no era penal.

Lea más: Barlon Sequeira expuesto a convertirse en flor de un día

Los futbolistas del Alajuelense reaccionan ante la injusticia y se presentan los hechos ya conocidos y las respectivas sanciones.

No es mi propósito defender de oficio a Barlon, pero, sí como jugador de la Liga, sintió que Bejarano se equivocó en un momento tan determinante del juego…¿no tiene derecho a “cabrearse” y a calentarse?

No justifico que haya empujado a un asistente del cuerpo arbitral, pero, siendo evidente que Henry Bejarano se equivocó y por eso sus patronos lo archivaron y dados los antecedentes de buen comportamiento del juvenil Sequeira, capitán de la Sub-23, consideramos una severa injusticia que lo hayan privado de disfrutar la etapa más bonita y determinante del Clausura.

Pareciera que el muchacho se robó una gallina y lo metieron en las celdas de máxima seguridad. Esa sanción tan larga a este talento del fútbol nacional, merece una readecuación de la pena, porque no es bueno “malear” y menos “fichar” a futbolistas jóvenes con una hoja de vida limpia.

[email protected]

NOTAS ANTERIORES


La rutina campeonizó en el Apertura

Martes 24 noviembre, 2020

El Sporting de Randall Row, tiene un chance de evitar último lugar del B.







© 2020 Republica Media Group todos los derechos reservados.