Enviar
Viernes 1 Mayo, 2009

Seguridad en el trabajo

Costa Rica, como todos los países en desarrollo, tiene una gran parte de su población empleada en labores de alto riesgo como la agricultura, la explotación forestal, la construcción, la industria y la pesca.
La seguridad laboral es una tarea tripartita, de la que somos responsables los trabajadores y trabajadoras, el sector empresarial y el gobierno.
El país ha avanzado en la adopción de normas de seguridad en las empresas, para impedir que estas actividades se conviertan en una trampa mortal para los trabajadores; sin embargo, aún falta más fiscalización y exigencia en el cumplimiento.
No todas las empresas han comprendido la importancia de promover las normas de seguridad en el trabajo y los beneficios que representa para sus propias finanzas, el evitar los accidentes laborales y la muerte de trabajadores.
“Existen pruebas claras de que una fuerza laboral saludable aumenta la productividad y beneficia tanto a las empresas como a las economías, mediante la reducción del número de accidentes y enfermedades, y del número de indemnizaciones y reclamos”, señaló el Dr.Sameera Al-Tuwajiri, director del Programa de Seguridad y Salud en el Trabajo y Medio Ambiente de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).
Los trabajadores y trabajadoras tampoco han asumido a cabalidad el compromiso con la seguridad laboral. Lamentablemente, algunas personas comprometen su integridad física por pereza o por evitar el uso del equipo de seguridad que consideran incómodo, pero que a la postre representa la preservación de su salud e incluso de su vida.
Los incumplimientos a las normas de salud ocupacional se dan principalmente por un asunto cultural, por lo que una posible solución sería mejorar la educación desde la escuela y el colegio, sumado a una mayor concienciación de empleadores y trabajadores.
La OIT reporta que en el mundo mueren aproximadamente seis mil personas diariamente, víctimas de los accidentes y las afecciones de salud relacionadas con el trabajo.
En 2003, la OIT instituyó el 28 de abril como Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo para destacar la necesidad de prevenir enfermedades y accidentes o enfermedades relacionados con el trabajo.
Cada año, en esta fecha, la Confederación de Trabajadores Rerum Novarum recuerda a los trabajadores y trabajadoras fallecidos en accidentes laborales en nuestro país; y en esta ocasión se aprovechó la oportunidad para presentarle al Ministro de Trabajo, Licenciado Francisco Morales, la Estrategia Iberoaméricana de Seguridad Social en el Trabajo 2010-2013, documento avalado por el III Congreso de Prevención de Riesgos Laborales en Iberoamérica, realizado en Chile, del 1 al 3 de abril de 2009.

Gilbert Brown Young
Secretario General
Sitrapequia