Enviar
Se complican los comodines
Medias Rojas de Boston y Bravos de Atlanta ceden terreno

El pasado fin de semana vio coronarse a nuevos campeones divisionales en el béisbol de las Grandes Ligas, cuando amarraron el primer lugar los Vigilantes de Texas en el Oeste de la Liga Americana, los Cerveceros de Milwaukee y los Cascabeles de Arizona en la Central y Oeste de la Liga Nacional.
Ya estaban con el título asegurado los Yanquis y los Tigres de Detroit y los Filis de Filadelfia.
Lo que se complicó ayer domingo fue el puesto de los “comodines”, porque los dos equipos que estaban en la cima perdieron sus partidos, Boston con los Yanquis en el primer juego y los Bravos ante los Nacionales y ganaron sus respectivas escoltas, Rays y Cardenales respectivamente, y ahora el asunto se puso caliente con solo tres partidos por delante para todos los equipos.
Quienes cedieron terreno fueron los Angelinos que cayeron derrotados en el noveno episodio por los Atléticos de Oakland y con solo una derrota más quedan fuera de la postemporada.
La dupla puertorriqueño dominicana que integraron el receptor boricua Yadier Molina y el parador en corto Rafael Furcal fue la clave para llevar a los Cardenales de San Luis a una victoria por 3-2 sobre los Cachorros de Chicago, y acercarlos al comodín de la Liga Nacional.
La victoria pone a los Cardenales a solo un juego de los Bravos de Atlanta, líderes en la carrera por el comodín de esa liga. Ayer los Bravos perdieron 0-3 contra los Nacionales de Washington.
Los Cardenales tenían una desventaja de 10,5 juegos ante los Bravos el pasado 26 de agosto, pero la novena de San Luis ha ganado 15 de los últimos 20 juegos.
Molina (14) pegó batazo de vuelta entera en el séptimo episodio sin corredores en circulación. Mientras que Furcal (8) también sorprendió a Wells, pero lo hizo en el octavo episodio.
Por su parte, el receptor venezolano Wilson Ramos lideró el ataque de poder con batazo de cuatro esquinas, y lo siguió el guardabosques Michael Morse con otro cuadrangular para darle a los Nacionales de Washington un triunfo por 3-0 sobre los Bravos de Atlanta, que pierden terreno en la búsqueda del comodín.
Morse (29) apoyó el ataque con otro jonrón en la sétima entrada, con un corredor en el camino para sellar la victoria de los Nacionales.
En la Liga Americana, el abridor Wade Davis trabajó ocho episodios completos y tuvo el respaldo de cuatro cuadrangulares para llevar a los Rays de Tampa Bay a un triunfo por 5-2 sobre los Azulejos de Toronto, con lo que siguen a la caza del comodín.
La victoria de los Rays se combina con la derrota de los Medias Rojas de Boston, líderes en la carrera por el comodín de la Americana, y les permite acercarse a ellos de momento a solo medio juego, cuando la campaña regular concluye el jueves.
Los Medias Rojas perdieron 2-6 contra los Yanquis de Nueva York en el primer juego de una doble cartelera.
Finalmente el guardabosques Josh Willingham se voló la barda para coronar racimo de cuatro carreras en el noveno episodio y darle a los Atléticos de Oakland una victoria por 6-5 sobre los Angelinos de Los Angeles.
La derrota de los Angelinos, su sexta en los últimos diez juegos, los deja muy cerca de la eliminación, al quedar a 2,5 juegos de los Medias Rojas de Boston, líderes en la carrera por el comodín de la Liga Americana, con solo tres juegos por delante.
Willingham (28) pegó batazo de cuatro esquinas en el noveno episodio sin corredores en el camino para remolcar cuatro carreras y sellar la victoria de los Atléticos.

Gaetano Pandolfo
[email protected] y EFE
Ver comentarios