Leiner Vargas

Leiner Vargas

Enviar
Martes 27 Mayo, 2014

Regular monopolios no es una tarea fácil, ni obvia. Se trata de un proceso de aprendizaje institucional complejo


Reflexiones

Regulando monopolios

El pasado jueves fui invitado por la Academia de Centroamérica a una actividad sobre la regulación de los servicios públicos en Costa Rica. Se discutió sobre los retos y los desafíos regulatorios en los sectores de transporte público y electricidad.
Quisiera aprovechar esta columna para referirme a algunas reflexiones sobre el tema discutido e invitar a todos mis lectores a revisar con más detalle los resultados del evento en el sitio web de la Academia de Centroamérica.
La regulación es por lo general un segundo mejor, ante imperfecciones y fallas del mercado. Es en sí mismo un proceso de aprendizaje institucional en la búsqueda de los objetivos regulatorios; tales como, la eficiencia, la equidad y la sostenibilidad en los servicios públicos.
En este desafiante campo de la intervención pública en los precios del mercado, el desafío regulatorio más importante pareciera estar en evitar a toda costa que los monopolios públicos caigan en el reposo, la ineficiencia y la comodidad de tener asegurados siempre, a través de los precios regulados, sus costos sean estos de eficiencia o no.
Pareciera entonces, que el campo de acción es mucho más complejo que simplemente alterar la trayectoria regulatoria en cuanto a metodologías regulatorias, aspecto de importancia pero insuficiente para favorecer el logro de los objetivos antes planteados.
La necesidad de contar con información regulatoria precisa, mejorar los mecanismos de participación del usuario y la capacidad para vincular objetivos intertemporales de sostenibilidad del servicio, al mismo tiempo que se procura la fijación de precios cercanos a la eficiencia productiva son quizás los mayores desafíos de entes regulatorios, en este caso la ARESEP.
La urgente tarea de reformar el Consejo de Transporte Público y alinear las actividades regulatorias de ARESEP con las decisiones del CTP, el uso de tecnologías digitales y los requerimientos de integración apropiada de modos de transporte, así como su adecuado ordenamiento con troncales y canales exclusivos para autobuses, es  quizás de lo más urgente en el campo del transporte público.
En el campo de la electricidad, la necesidad de integrar mejor los intereses ambientales de los ecosistemas y su sostenibilidad, con la generación, transmisión y distribución de la electricidad pareciera imponerse.
Mayor eficiencia productiva y diversificación de la oferta, al amparo de los desafíos del cambio climático son cruciales.
En síntesis, regular monopolios no es una tarea fácil, ni obvia. Se trata de un proceso de aprendizaje institucional complejo, donde los espacios para mejorar la eficiencia y el bienestar social son muchas veces obstaculizados por la presencia de fallas institucionales asociadas con la dependencia del pasado en materia de trayectorias tecnológicas y sobre todo, rigideces institucionales y legales, que hacen difícil la innovación regulatoria.

Dr. Leiner Vargas Alfaro
www.leinervargas.com