Reformar elección de magistrados reduciría corrupción
Para hacer más transparente al Poder Judicial es necesario revisar el esquema de nombramiento de magistrados, de acuerdo con Miguel Gutiérrez, exdirector del Estado de la Nación, y Patricia Vega, exministra de Justicia. Archivo y Esteban Monge/La República
Enviar

Para evitar una injerencia de los políticos en el Poder Judicial, es fundamental revisar cuanto antes el sistema de elección de los magistrados.

La solución más radical para despolitizar a la Corte, implicaría quitarles a los diputados la potestad de nombrar a los integrantes de ese poder, de acuerdo con exministros de justicia, académicos y diputados consultados por LA REPÚBLICA.

Otra alternativa plantea mantener el sistema actual de elección, pero con una designación depurada de los legisladores, al incluir el voto preferente y la carrera parlamentaria, para contar con congresistas más probos y que estos a su vez, nombren magistrados independientes.

Los expertos concuerdan en que el caso del cemento chino ha revelado imperfecciones en el Poder Judicial, que deben corregirse y evitar un descrédito de todo el sistema democrático.



Se requiere de una revisión más exhaustiva de antecedentes, conocimientos y conexiones personales y familiares de todos los aspirantes a magistrados.

Actualmente, la Constitución Política establece la potestad del Congreso de nombrar a los magistrados.

El Poder Judicial está seriamente cuestionado, por la supuesta participación de altos jerarcas de la Corte en una eventual red de tráfico de influencias que está bajo investigación —política y judicial— para favorecer al empresario cementero Juan Carlos Bolaños.

Por estos hechos, Celso Gamboa, magistrado de la Sala III, fue suspendido durante tres meses, mientras que Jorge Chavarría, fiscal general, también fue separado del cargo por igual lapso. 

En el caso de Gamboa, se le critica haber viajado a Panamá en el mismo avión que usó Bolaños. Aunque en principio se puede considerar como una coincidencia, el OIJ dio a conocer un informe donde se detalla que los boletos aéreos de las dos personas involucradas se habrían comprado con la misma tarjeta de crédito, lo cual generó muchas suspicacias.

Chavarría está en el ojo de la tormenta por haber desestimado una causa de posible tráfico de influencias que involucraba a los diputados Otto Guevara del Movimiento Libertario y Víctor Morales del PAC, a quienes también se les cuestiona por su supuesta relación con Bolaños. El OIJ también dio a conocer un informe con un cruce de cientos de llamadas entre los involucrados. 

Otro aspecto que denota la politización de los nombramientos en la Corte, se da cada vez que hay que nombrar a un magistrado, ya que los diputados duran varios años negociando un solo nombre, tal y como ocurrió con el último relevo en la Sala IV.

 


Posibles soluciones


El Poder Judicial atraviesa uno de sus peores momentos, y por ello, diversos actores claman por hacer cambios para transparentar su gestión.

Rocío Aguilar

Excontralora general
República de Costa Rica

Sin importar el esquema que se utilice para la escogencia, lo que se debe garantizar es la calidad de las personas, ya que siempre habrá riesgos aunque los magistrados sean nombrados por la Corte.
Cabe resaltar que el modelo utilizado hasta la fecha ha resultado altamente positivo, permitiendo al Poder Judicial ser un garante de la democracia e independencia en Costa Rica.
Tenemos que corregir los problemas, es cierto, pero sin hacer un cambio dramático. Hay que tener cuidado. A la Corte le corresponden las medidas correctivas.

Miguel Gutiérrez

Exdirector
Estado de la Nación

Lo primero es evitar la impunidad para evitar la caída del Poder Judicial en cuanto a la percepción de la gente. Lo que ha anunciado la nueva fiscala es lo correcto.
En cuanto al sistema de nombramientos de magistrados, da la impresión de que está sujeto a presiones políticas y negociaciones que hay que descartar, para garantizar independencia. En lo que sí hay independencia es en el nombramiento de los jueces.
Podría ser, por ejemplo, una fórmula intermedia, en la que el Poder Judicial presenta una lista al Congreso, que a final de cuentas es el que seleccionaría.
En ese sentido, ambos poderes tendrían que ser muy rigurosos con los candidatos.

Abel Pacheco

Expresidente
República de Costa Rica

Para arreglar la situación en la Corte, lo primero es elegir mejor a los diputados, nombrando gente idónea, ojalá con reelección en el cargo y voto preferente, para que la gente pueda votar por alguien a quien considere bueno y correcto éticamente y no por una lista cerrada como ocurre actualmente.
Los problemas de la democracia, se resuelven con más democracia.
Lo que está pasando es realmente triste, ya que la gente pierde la fe en los tres poderes de la República y eso es el principio del fin de la democracia.
No pienso que una solución extrema, como la que pasa en Guatemala y Honduras en la que un organismo externo toma las riendas de la investigación judicial se ajuste al país.

Hernando París

Exministro Justicia
República de Costa Rica

Hay otras formas para que la Corte nombre a sus jerarcas, ya sea por órganos colegiados, o el consejo superior, de manera que la administración de justicia se vea menos permeada por el poder político.
Hace años, existía mucho celo y era inimaginable que un juez o magistrado fuera a un acto público y se fotografiara con un político y ahora eso es muy normal. En aquellos tiempos, estaba claro que no se pueden mezclar los dos poderes.
Para transparentar la función del Poder Judicial, hay que ir cortando las relaciones entre el poder político y la administración de justicia, ya que esto genera vínculos que no son sanos.

Ottón Solís

Diputado
PAC

En la mayoría de las democracias, los diputados son los que nombran a los magistrados y eso debe permanecer igual, ya que el Congreso es el representante del pueblo.
Me opondría a que sea la misma Corte los que nombren a su cúpula, porque se transformaría en una argolla.
Lo ideal es que los partidos nombren mejor a sus diputados, para que gente proba en todos sus ámbitos llegue al poder y así se elija a los mejores candidatos a magistrados.
Debe promoverse una ética superior, para que el Poder Judicial no se politice más, por parte del PLN y el PUSC.

Patricia Vega

Exministra Justicia
República de Costa Rica

El Congreso es el llamado a elegir a los magistrados.
El sistema como se hace debe cambiar si queremos tener a las mejores personas. Debe medirse la experiencia, el conocimiento, las cualidades personales, pero no de la forma en que se hace hoy día, sin analizar a profundidad al candidato.
Quien llegue a concursar debería ser recomendado previamente por una junta de notables o algo similar para que no se pierda tiempo en candidatos que no tienen condiciones.
Pretender que los candidatos no tengan filiación política, en un país tan pequeño, solo abonaría a la hipocresía actual, difícil que haya candidatos calificados que nunca se hayan relacionado en la vida política nacional.

 

Grave preocupación

La corrupción en el gobierno se convirtió en el principal problema del país, junto al desempleo.

201710231824400.530-grafico.jpg

 


Ver comentarios