Enviar
POR FAVOR… SILENCIO

GAPARI

Chile, que batió a Australia, y Croacia, que superó a Brasil, lograron el regreso al Grupo Mundial de la Copa Davis en el que se sostuvo Israel, verdugo de Perú, igual que Austria y Rumanía, compañeros de viaje de Serbia y Suiza, que garantizaron ya de antemano su presencia entre los grandes de la competencia.
Gran Bretaña, Perú, Corea y Bélgica, sin embargo, perdieron la categoría. Brasil se quedó a medio camino después de perder el global de los enfrentamientos en Zadar. No estarán en la configuración del calendario del Grupo Mundial del curso 2009, que quedará determinado mañana martes en el sorteo de Madrid.

Fernando González selló el retorno del conjunto chileno a las alturas de la Davis tras redondear en el cuarto enfrentamiento el trabajo de su equipo. Superó a Cris Guccione (7-6 (3), 7-5 y 6-3) en el cuarto partido.
Nicolas Massu fue el otro argumento que el conjunto de Hans Gildelmeister empleó sobre la arcilla del Estadio Militar Antofagasta.
Por su parte, la fortaleza en el saque de Mario Ancic e Ivo Karlovic, echó por tierra las aspiraciones brasileñas. Karlovic superó a Tomas Bellucci (7-6 (5), 6-4, 6-7 (6) y 7-6 (4)) en el cuarto choque del enfrentamiento.
Perú tuvo un paso efímero por el Grupo Mundial. Derrotado por España en la primera eliminatoria y condenado a los duelos por la permanencia, cayó sin remisión en Tel Aviv, en pista dura.

En otro escenario, el empuje y la consolidación de Andy Murray como uno de los mejores tenistas del momento no evitó la despedida de Gran Bretaña del Grupo Mundial. Perdió la eliminatoria contra Austria. El escocés equilibró el choque con su victoria frente a Jurgen Melzer (6-4, 5-7, 6-4 y 6-1), pero Alex Bodanovic no pudo evitar el triunfo de Alexander Peya (2-6, 6-4, 6-4 y 6-2), que llevó al equipo centroeuropeo entre los mejores de la Davis.
Rumanía rentabilizó la victoria de Victor Hanescu ante Prakash Amritraj (6-2, 6-3 y 6-1), que supuso su permanencia. Igual que Holanda, que regresó entre los ocho mejores tras superar en la tierra batida de la localidad de Appeldoorn a Corea, a la que envía a la competición zonal.

Por su parte, Roger Federer propició el regreso de Suiza al Grupo Mundial tras lograr dos de los tres primeros puntos que sumó su equipo en el duelo frente a Bélgica. Ganó un individual y formó parte del dobles en compañía de Stanislas Wawrinka.
Igual que Serbia, de la mano de Novak Djokovic, que terminó con las aspiraciones de Eslovaquia y logró la permanencia en el Grupo Mundial.
Ver comentarios