Enviar
Paliza de advertencia
Estados Unidos muestra su poderío ante España en amistoso previo a los Juegos Olímpicos

España no pasó de un inicio prometedor ante Estados Unidos, campeona olímpica y mundial, en el amistoso de preparación para Londres 2012 que ambas selecciones disputaron en el Palau Sant Jordi de Barcelona y que confirmó que el combinado norteamericano sigue siendo el claro favorito para revalidar el oro conquistado hace cuatro años en Pekín.
El 78-100 final reflejó la diferencia que se vio sobre la pista durante el partido. Y eso que, al contrario que Argentina hace dos días, la selección española salió dispuesta a plantar batalla a las estrella de la NBA desde el salto inicial.
Un triple de Paul al inicio del choque fue la única ventaja que el equipo de Scariolo concedió a los norteamericanos en el primer cuarto.
España respondió inmediatamente con un parcial de 10-0 con Ibaka en plan All-Star y se disparó hasta alcanzar los nueve de ventaja con un triple de Sada a falta de dos minutos para el final de este primer periodo.
El 22-13 que reflejaba el electrónico obligó a Mike Krzyzewski a pedir un tiempo muerto y a buscar una reacción inmediata a sus hombres, que llegaría en el segundo cuarto.
Hasta ese momento, la selección española, atenta al rebote, intensa en defensa y veloz en la circulación del balón, había tomado el mando del partido con decisión.
En el segundo periodo, los jugadores estadounidenses se pusieron el mono de trabajo, conscientes de que España no es Argentina y no se le puede ganar sin emplearse a fondo. Y de la mano de un Anthony soberbio —acabó la primera mitad con 23 puntos y cinco de seis en triples— le dieron la vuelta al partido.
Estados Unidos empezó a defender mejor, ahogó el ataque español y forzó numerosas pérdidas en los locales, lo que le permitió convertir el partido en un pequeño correcalles donde pudo campar a sus anchas.
El 35-48 del min. 19 fue la máxima diferencia visitante de la primera parte. Un triple de Rudy Fernández y dos tiros libres de Felipe Reyes frenaron la sangría norteamericana, y con 40-48 se llegó al descanso.
Pero la diferencia no hizo más que crecer tras la reanudación. Ahora eran Durant, James y Westbrook quienes destrozaban la zona española, y los norteamericanos alcanzaron por primera vez los 20 de ventaja (49-69, min. 27).
Claver, Reyes y Rudy lideraron una pequeña reacción al final del tercer cuarto (60-74), pero fue insuficiente.
Los triples de James y Harden en la recta final del partido pusieron el definitivo 78-100 para los estadounidenses.

Barcelona/EFE


Ver comentarios