Logo La República

Miércoles, 1 de diciembre de 2021



ÚLTIMA HORA


Mujeres entre 12 y 17 años son más vulnerables a desarrollar ansiedad y depresión

Elizabeth Rodríguez elizabethrodriguez.asesora@larepublica.net | Jueves 18 noviembre, 2021 03:49 pm

mujer de espaldas con una nube encima de la cabeza
Archivo/La República


El Área de Salud de Barva de Heredia reporta un incremento de un 60% en la atención de casos por ansiedad y depresión en adolescentes.

Los datos de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) lo confirman al registrar un total de 104 adolescentes entre los 12 a 17 años los cuales requirieron hospitalización por trastornos de ansiedad en el 2019; mientras que en el 2020, esa cifra aumentó a 130, siendo las mujeres (85) las más afectadas. En el caso de los hombres se contabilizaron 45.

Lea más: Nueva aplicación móvil ofrece apoyo para cuidar su salud mental

“Las referencias que recibimos todos los días en los EBAIS provienen de médicos y de instituciones educativas. Los trastornos de ansiedad, depresión, dificultades de adaptación producto de la pandemia y la poca comunicación con los padres han provocado ese incremento de consultas. Si estos se pasan por alto, podrían desencadenar autolesiones o situaciones límite como el suicidio”, comentó Diana Salazar, psicóloga de COOPESIBA R.L.

Miedo, preocupación, aislamiento, cambios de comportamiento, problemas al dormir o concentración, fatiga, dolor de cabeza o cambios en la alimentación son algunas señales del trastorno de ansiedad. En el caso de la depresión se manifiesta a través de la tristeza, frustración, ira, irritabilidad, pérdida de interés por actividades cotidianas, autoestima baja, pensamientos recurrentes de muerte, entre otros.

“Una de las razones del por qué la población femenina es la más afectada es porque buscan con mayor regularidad ayuda profesional. Sin embargo, los hombres tienden a reprimir sus sentimientos y son más propensos a pensar y actuar en el suicidio”, aseguró la especialista.

Lea más: Tres de cada diez personas admiten que su salud mental ha sido afectada por la pandemia

Practicar ejercicio incrementa los niveles de endorfinas, lo que mejora el estado de ánimo y reduce la ansiedad.

“Es recomendable que mantengan una rutina de ejercicio, aprendan a meditar y que lleven una alimentación saludable. Los padres deben reforzar su autoestima y crear espacios para que sus hijos aprendan a expresar sus emociones”, finalizó Salazar.


NOTAS RELACIONADAS






© 2021 Republica Media Group todos los derechos reservados.