Créditos verdes ganan fuerza en carteras bancarias
Enviar

Los créditos orientados a proyectos ecoamigables o verdes ganan fuerza en las carteras bancarias.

Actualmente seis entidades ofrecen este beneficio: Banco Nacional, Banco de Costa Rica, BAC, Banco Popular, Davivienda y Promerica, aunque algunas cooperativas también desarrollan una línea similar de financiamiento.

Desde 2010 las entidades financieras han repartido ¢78 mil millones en estos préstamos, un promedio de ¢11 mil millones anuales hasta finales de 2017, de acuerdo con la Asociación Bancaria Costarricense (ABC).

“Las entidades financieras están comprometidas con apoyar al país en sus metas ambientales; de ahí la creación de líneas de crédito especiales, que, con tasas competitivas y plazos favorables, permiten a personas o empresas implementar una gran variedad de proyectos, desde instalar paneles solares, hasta sistemas eficientes para el uso del agua, entre otros”, indicó María Isabel Cortés, directora ejecutiva de la ABC.

Solamente el año pasado, las entidades financieras otorgaron 292 nuevos créditos verdes, por un total de ¢18 mil millones de los cuales ¢8 mil millones fueron en moneda nacional y ¢10 mil millones en moneda extranjera.

Las líneas de crédito varían de una entidad a otra; sin embargo, la mayoría ofrece financiamiento para inversiones en áreas como: eficiencia energética, generación de energías renovables y transporte eficiente o de bajo impacto al ambiente, entre otras.

Otra de las ventajas de ofrecen estos empréstitos es que cuentan con tasas de interés más bajas que los créditos tradicionales y requisitos simples.

Algunos son información financiera de la persona física o jurídica, así como un estudio de viabilidad del proyecto y los formularios que solicite el banco.

Además no existe un tope de financiamiento sino que va a depender del tipo de proyecto y del historial crediticio de cada caso, pero el plazo es superior a diez años.

“En los últimos tres años nos hemos abocado en apoyar proyectos empresariales que generen beneficios para el medio ambiente y la sostenibilidad”, aportó Federico Chavarría, subgerente de Negocios de Banco Promerica.

Davivienda ofrece una línea enfocada en financiar proyectos de inversión orientados a prevenir, manejar, y/o mitigar los impactos ambientales y la adaptación al cambio climático.

Estos proyectos deben estar alineados en tres áreas: producción limpia, eficiencia energética y energía renovable, además los resultados deben ser medibles cualitativa o cuantitativamente.

Aunado al crédito, el Banco Nacional ofrece también asesoría a las pequeñas y medianas empresas para potenciar inversiones relacionadas con el bienestar del medio ambiente.

Por último, las cooperativas y mutuales de crédito están enfocando los “ecocréditos” en potenciar pymes y en el sector vivienda.

“Dicha oferta trabaja sobre compra de casa o remodelaciones de la vivienda actual, apoyar y potenciar el desarrollo de pymes e impulsar la creación de proyectos habitacionales, todo bajo una óptica de sostenibilidad”, aseguró Eugenia Meza, gerente general de Mucap.

¿Para qué se usan?

Los créditos verdes son multipropósito, el único requisito es que estén ligados a una iniciativa ecoamigable. Entre estos usos se encuentran:

  • Compra de paneles solares
  • Transporte de bajo impacto ambiental
  • Aire acondicionado/iluminación
  • Biodigestores
  • Sistemas de riego

Ver comentarios