Hospital Clínica Bíblica invierte $100 mil anuales en pro del ambiente
“Ser un hospital con un fuerte compromiso ambiental nos reta a continuar implementando proyectos que nos permiten proteger el entorno”, afirmó Andrés Alvarado, jefe de Gestión e Instalaciones y Ambiente del Hospital Clínica Bíblica. Gerson Vargas/La República.
Enviar

El Hospital Clínica Bíblica destina cada año unos $100 mil a programas de impacto ambiental, los cuales le han valido su ingreso a la red global de centros médicos “verdes” y el sello de carbononeutralidad.

Además de lograr estos reconocimientos, los programas le permiten al centro de salud reciclar unas 34 toneladas de residuos valorizables anualmente.

Los planes ambientales permiten el ahorro de 18 mil metros cúbicos de agua potable y reducir el consumo de 7.500 litros de gas licuado de petróleo a través del uso de paneles solares para calentar agua.

Como parte de esta estrategia, el Hospital Clínica Bíblica adquirió 228 paneles solares adicionales con los que generó más de 25 mil kilovatio-hora solo durante los primeros tres meses de funcionamiento. Esa cifra equivale a la reducción de huella de 1,4 toneladas de dióxido de carbono.

También ha logrado una reducción del 5% en el uso de papel tamaño carta, y utiliza materiales orgánicos en unos 100 mil vasos para café al año. Otra acción en la que sobresale es que separa el aceite de cocina para generar biodiésel, al año se reprocesan unos 418 kilogramos.

Otro aspecto que cabe resaltar es que el hospital cumple con la legislación vigente para el tratamiento de medicamentos vencidos. Al año recolecta cerca de 1,5 toneladas.

El hospital extendió su compromiso ambiental a la comunidad, al instalar en la entrada principal del parqueo un centro de reciclaje comunitario, el cual recibe unos 1.750 kilogramos de residuos de los vecinos; con lo que la cifra mensual pasó de unos 250 kilogramos a unas dos toneladas.

“Ser un hospital con un fuerte compromiso ambiental nos reta a continuar implementando proyectos para proteger el entorno y rentabilizar el negocio a través de importantes ahorros en el campo energético y de agua, así como disminuir nuestra huella de carbono”, afirmó Andrés Alvarado, jefe de Gestión e Instalaciones y Ambiente de este centro de salud.

Centro laureado

El Hospital Clínica Bíblica cuenta por cuarto año consecutivo con el Sello País de Carbono Neutralidad. Además, se convirtió en el único centro de salud centroamericano que destacó en el Desafío 2020, competencia dedicada a reducir la huella ecológica del sector salud.

201706141716530.530-recuadro.jpg


Ver comentarios