Enviar
Aprobados ¢540 mil millones para reparación inmediata de caminos
Hay suficiente dinero para atender desastre
Vía a San Carlos, Costanera Sur, platina serán financiados con estos fondos

En medio de la incertidumbre por las emergencias sufridas por la tormenta Thomas, el gobierno tendrá un respiro con la reciente aprobación del presupuesto extraordinario por cerca a ¢540 mil millones.
En el nuevo plan de gastos se incorporaron recursos de varios préstamos negociados desde hace unos dos años con organismos financieros internacionales.
Un total de ¢439 mil millones provienen del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), del Banco Mundial (BM) y de la Corporación Andina de Fomento (CAF).
Los recursos se buscaron para atender cualquier eventualidad en la administración de Oscar Arias, a lo que se le llamó Programa de Contingencia.
A ellos se sumó la aprobación de una autorización para endeudamiento interno por ¢94 mil millones.
Del préstamo con el BID, cerca de ¢154 mil millones se destinarán a varios proyectos de infraestructura vial entre los que destaca la nueva carretera a San Carlos, el rediseño y construcción de la Bernardo Soto y reparaciones de la vía Cañas-Liberia.
Para los caminos vecinales y para los gobiernos locales también se incluyó una partida con recursos de dicho organismo.
Por otra parte, se contemplaron ¢25 mil millones para la construcción de aulas, que ocasionalmente se podrían usar para reparar los daños ocasionados por el pasado temporal.
El proyecto de Chilamate también tendrá luz verde con la inclusión del crédito contraído con la CAF.
“Con el presupuesto recién aprobado se puede atender la emergencia, pero debe buscarse más para la reconstrucción”, dijo Guillermo Zúñiga, presidente de la Comisión de Hacendarios, del Congreso.
De acuerdo con los datos del Gobierno, la reparación de los daños causados por las inundaciones costará $200 millones.
El gobierno también inició nuevas negociaciones con la Agencia de Cooperación de Japón (JICA), con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) y con el BID para financiar otros proyectos de infraestructura.
Para esos proyectos se requerirán unos $6 mil millones, de acuerdo con lo informado por Juan Carlos Pacheco, director de Crédito de esa entidad.
En la actualidad el gobierno está valorando la forma en que los financiará.
Cerca de un 65% se financiará con créditos externos y el resto podría ser por fideicomiso para obra pública o por concesión.

Gabriela Masís
[email protected]
Ver comentarios