Greipel responde a Kittel
André Greipel fue el más rápido esta vez y logró su sexta victoria en el Tour de Francia, primera en esta edición. Lionel Bonaventure-AFP/La República
Enviar

Greipel responde a Kittel

El alemán rompe con el monopolio que había logrado su compatriota

De Marcel Kittel a André Greipel, el primero se había dejado los tres sprints iniciales del Tour del Francia, el segundo se encargó de romper la racha pero al mismo tiempo firmar el cuarto triunfo alemán.

201407102324580.a555.jpg
Kittel, rey del sprint, se había quedado rezagado en los últimos kilómetros de la sexta jornada por un problema mecánico.
Así que sin él todo fue más fácil. “El Gorila” Greipel tomó el control para firmar su primera victoria en esta vuelta gala en un loco cierre en el que venció a Alexander Kristoff y al francés Samuel Dumoulin.
“Hoy (ayer) ha funcionado bien y quedan muchas etapas hasta París, vamos a intentar sumar más triunfos, pero los demás también”, comentó el ganador del día.
Un triunfo que le permite opacar las críticas de su propio director deportivo, que le venía reprochando poco compromiso y malos resultados.
“Es cierto que teníamos mucha presión y que las críticas no gustan a nadie, pero creo que el equipo confía en mí y yo en el equipo”, aseguró.
Por su parte, el italiano Vincenzo Nibali conservó un día más liderato, luego de atravesar los 194 kilómetros entre Arras y Reims.
“Tengo una ventaja buena con Contador, pero no sé si será suficiente. Todos los favoritos van a tratar de atacarme. En un primer momento vamos a correr a la defensiva para tratar de mantener el maillot amarillo, luego ya veremos”, explicó el líder.
El día que pedía tranquilidad después de la jornada del miércoles en los adoquines, fue exactamente de esa manera. Tregua total por parte de los favoritos bajo la intensa lluvia, las batallas vendrán luego.
No obstante la felicidad no fue completa para todos. Alberto Contador y Richie Porte, ahora líder del Sky, perdieron sendos gregarios: Jesús Hernández y Xabier Zandio.
Un duro golpe especialmente para el español, que perdió a su amigo personal, su compañero de habitación, y un efectivo que tenía “reservado para la montaña”.
Por su parte, el español Luis Ángel Maté, el holandés Tom Leezer y los franceses Jérôme Pineau y Arnaud Gérard fueron quienes decidieron ir al frente desde la salida, desafiando una larga llanura de casi 200 kilómetros.
Una ilusión irreal la de los aventureros porque detrás había prisa por anular la escapada, hecho que se concretó a 17 de meta, aunque Maté se rebeló unos cuantos kilómetros más.
Las caídas y el ritmo frenético cortó el pelotón. El Tinkoff de Contador y el Omega de Tony Martin se encargaron de eliminar intrusos, y luego la locura. Todos querían sitio para lanzar a su estrella ya sin Kittel de por medio.
Fue una lucha de trenes. El Katusha lanzó el envite para Kristoff, pero el Lotto le sacó el órdago con Greipel. Y le ganó la partida.
Greipel firmó su sexta victoria en el Tour y la decimotercera de la temporada. Un respiro para el campeón de Alemania. La supremacía de Kittel estaba resultando ya insoportable.

Dinia Vargas
[email protected]
@dvargasLR

Ver comentarios