Galletas Tosh ahora son carbono neutrales
Enviar

Las galletas Tosh, de Pozuelo, ahora son carbono neutrales gracias a la compensación que hizo la empresa a la emisión de gases de efecto invernadero que se emiten durante la producción.

El proceso constó de dos etapas, la primera en 2016 cuando la empresa se encargó de estimar la totalidad de emisiones de CO2 generadas durante la producción; la otra contempló las proyecciones de compensación de gases invernadero durante el 2018.

Pozuelo cambió a luces LED, colocó paneles solares y un nuevo horno más eficiente, y por tanto, la reducción de las emisiones de Carbono por consumo eléctrico. Adicional a estos esfuerzos también se redujo el consumo de combustible fósil.

Ahora la empresa mitigará el impacto ambiental mediante el Pago por Servicios Ambientales (PSA).

Los fondos se dirigirán al Proyecto Caribe, para proteger los bosques de la zona.



Ver comentarios