Logo La República

Domingo, 16 de diciembre de 2018



NACIONALES


Facultades de medicina carecen de acreditación mundial

Karla Barquero [email protected] | Viernes 16 febrero, 2018



Ninguna de las ocho facultades de medicina que existen en el país se encuentra acreditada por la Federación Mundial para la Educación Médica (WFME por sus siglas en inglés).

Este aval será indispensable dentro de cinco años en caso de que alguno de sus egresados desee realizar pasantías o residencias en Estados Unidos y Canadá.

Actualmente existen dos opciones para cumplir con la acreditación exigida por dicha Federación: que las escuelas de medicina se apresuren para acreditarse ante ese organismo o a través del Sistema Nacional de Acreditación de la Educación Superior (Sinaes).

Lea más: Prueba internacional de internado fortalece calidad de educación en medicina

Sin embargo, para la segunda opción es necesario que el Sinaes equipare sus estándares y criterios de evaluación con los de la WFME y su aval cubra automáticamente el requisito internacional.

“Ninguna carrera de medicina del país tiene la acreditación de la WFME porque el Sinaes no está avalado ante la Federación. Debe iniciar este proceso”, advirtió Hilda Sancho, directora de Calidad Académica de la Universidad de Ciencias Médicas (Ucimed).

Con esto, el país tiene el reto de demostrar que sus profesionales en ciencias de la salud cumplen con los estándares exigidos internacionalmente para poder continuar estudios en el extranjero.

“Muchos especialistas que forma el sistema de posgrado de la UCR, realizan pasantías de seis meses o más en hospitales de Estados Unidos, que les permite una alta calidad en su especialización. Esta posibilidad, a partir de 2023 no sería factible en caso de no tener ese aval”, aseguró Sancho.

Lea más: Búsqueda de especialización lleva a médicos hasta la India

Contar con acreditación de la WFME es una garantía de que la formación de los médicos cumple con los estándares globales y de la calidad de las universidades de la mejoría de la educaron básica médica.

Las universidades que tienen el visto bueno de esa organización demostraron: su calidad del proceso educativo y formación de futuros profesionales, que su programa académico forma de acuerdo con las necesidades del país, que poseen una planta docente de calidad medida en cuanto a su producción académica y de investigación, entre otros.

La acreditación tiene un costo de $1.000 para recibir y analizar la solicitud; en caso de ser rechazada no hay reintegro.

Si el proceso se abre, el centro de enseñanza debe pagar $60 mil que incluyen el apoyo académico y administrativo del programa y los costos específicos relacionados con la evaluación.

Este proceso puede tardar hasta 18 meses; por esto, aunque la WFME tomó el acuerdo en 2012 de que la credencial internacional sea un requisito, dio un plazo hasta 2023 para ejecutarlo.

Por su parte, el Sinaes está en una fase inicial de revisión documental y acordó que a finales de año revisará sus modelos para equiparar sus criterios de acreditación con los que exige la WFME.

Mantener la posibilidad de que los médicos realicen estudios en Estados Unidos permite que la medicina nacional se fortalezca con alta formación, conocimientos y destrezas actualizadas y relaciones a nivel internacional con centros de alta calidad.

“Es indispensable que este tema sea abordado por las entidades y universidades nacionales competentes en la materia. Se trata de un tema país y es urgente que los involucrados tomemos cartas en el asunto”, añadió Pablo Guzmán, rector de Ucimed.


Con aval nacional

Cada año se gradúan unos mil médicos generales en promedio. Las siguientes universidades tienen acreditada su calidad a nivel nacional.

  • UACA
  • UCR
  • ULatina
  • Ucimed
  • UHispanoamericana
  • Unibe

Fuente: Sinaes


NOTAS RELACIONADAS


¿Hay déficit de especialistas o exceso de médicos generales?

Lunes 19 septiembre, 2016

Cada año salen unas 800 personas con título universitario