Logo La República

Domingo, 15 de diciembre de 2019



CANDILEJAS


El valor de la economía naranja

Candilejas [email protected] | Viernes 01 febrero, 2019

economía naranja


El aporte de ocho sectores culturales del país, al año 2012, fue de ¢530.838 millones de colones, el 2,3% del producto interno bruto nacional.

Este porcentaje es similar al que realizan en conjunto “call centers” (centros de llamadas) y otros servicios de apoyo a empresas (2,3%) y es superior al aporte de la industria del “software” y la informática (1,6%), de acuerdo con la Unidad de Cultura y Economía (UCE) del Ministerio de Cultura y Juventud (MCJ).

Este indicador económico es diseñado como satélite del Sistema de Cuentas Nacionales, mediante la adopción de conceptos y técnicas que se plantean en el Manual Metodológico para la Implementación de Cuentas Satélite de Cultura en Latinoamérica del Convenio Andrés Bello, según lo detalla la propia UCE.

Su construcción está a cargo de una comisión compuesta por el MCJ, el Banco Central de Costa Rica, el Instituto Nacional de Estadística y Censos, el Programa Estado de la Nación y el Consejo Nacional de Rectores.

Cuenta con el apoyo técnico de Colombia, la cooperación financiera de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo y la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

Se abre cada vez más Costa Rica a la economía creativa, un mercado internacional de rápido crecimiento.

La coyuntura es extraordinaria para los países que participan en el comercio mundial de productos y servicios creativos.

Es también la oportunidad para que los creativos de cultura, en las diferentes regiones del país, reciban el apoyo necesario a fin de que puedan trabajar y desarrollarse mejor sobre la base de los rasgos que los caracterizan.

La Cuenta Satélite de Cultura (CSC), que realiza estas mediciones, es el punto de partida para el diseño, seguimiento y evaluación de políticas públicas que promuevan el crecimiento de la economía creativa del país.

Para crecer en este mercado - también llamado economía naranja – las acciones oficiales de apoyo deben nutrirlo, tomando en cuenta su dinamismo y fluidez.

El significado del color naranja puede ser diferente según la cultura. Para el psicólogo de Barcelona, Jonathan García-Allen, ese color se relaciona con calidez, entusiasmo, creatividad, éxito y ánimo, al menos en las sociedades occidentales.

Durante el año 2018, con apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo, se realizó en el país la construcción de la Estrategia Nacional de Emprendimiento Creativo y Cultural, que se dará a conocer en marzo de 2019.

Se ha venido trabajando en la identificación, análisis y vinculación con los diferentes entes de nuestro ecosistema creativo a fin de ordenar los procesos de intervención que se requieren, explica Alejandra Hernández Sánchez, Jefa de Despacho del Viceministro de Cultura de esta Institución.

Este esfuerzo, que no puede ser realizado por una sola entidad, se desarrolla en primera instancia mediante la participación del Ministerio de Economía, Industria y Comercio como ente rector de políticas de empresariado y del MCJ como rector de políticas culturales.

La relación descrita facilita trabajar con otras entidades según sus áreas de especialización, y atender los desafíos que demandan el fomento, impulso y desarrollo de las industrias creativas y culturales del país, agrega Alejandra.

Argentina, Costa Rica, Ecuador, Jamaica, México y Perú son buenos ejemplos de países que cuentan con atlas culturales.

Internacionalmente, se suele usar un término que cubre los siguientes sectores: publicidad, artesanía, audiovisual-cine, patrimonio cultural, diseño, software de entretenimiento incluyendo los videojuegos, moda, música, editorial e imprenta, artes escénicas y artes visuales.

Un ejemplo de activación de los sectores de la economía naranja es el trabajo que se realiza con apoyo de CEPAL-EUROMIPYME-Unión Europea.

Esto es, el “fortalecimiento de la cadena regional de valor de animación digital y promoción de encadenamientos: Colombia, Costa Rica y Panamá”, liderado de manera interinstitucional por MECJ, MEIC, COMEX y PROCOMER.

El objetivo de esto es diseñar políticas para robustecer una cadena regional de valor perteneciente a la economía naranja.

Una economía históricamente un poco ignorada en nuestro país pero que hoy se hace visible.



Carmen Juncos Biasutto

Editora jefa y Directora de proyectos

[email protected]

[email protected]




NOTAS ANTERIORES


Bienvenidos bonos sostenibles

Viernes 06 diciembre, 2019

Un paso adelante para proteger el ambiente y el bienestar de la sociedad, dio la Bolsa Nacional de Valores (BNV) hace una década al lanzar su primer bono verde.

Las bondades de soledad

Viernes 29 noviembre, 2019

Muchas noches se convierte en una amiga permanente, que hasta duerme con nosotros, y, en general, tendemos a quejarnos, deseamos que nos abandone

En la sociedad del conocimiento

Viernes 22 noviembre, 2019

Sin inversión en nutrición y salud no puede haber desarrollo. La riqueza de los países está en el cerebro de su gente. El de los niños debe estar bien alimenta





© 2019 Republica Media Group todos los derechos reservados.