¡Amador es de podio!
Marcel Kittel volvió a mostrar su poderío en el sprint. Bas Czerwinski-AFP/La República
Enviar

En el podio del Giro de Italia volvió a brillar la bandera de Costa Rica y ahí está de nuevo Andrey Amador mostrando su calidad y buen momento.
Entrará el tico a suelo italiano ocupando el tercer lugar de la clasificación general que es liderada por el alemán Marcell Kittel, impecable en los sprints.


Estaba la tercera jornada marcada para que los velocistas volvieran a lucirse al cumplir los 190 kilómetros entre Nimega y Arnhem (Holanda), etapa en la que el costarricense solo aguantó para entrar con el pelotón (puesto 62) y el mismo tiempo del ganador. El mantenerse con el pelotón lo llevó a ocupar nuevamente el tercer lugar que alcanzó tras la etapa inaugural.
“Vengo muy motivado, con buenas piernas, y quería dejarme ver en estos primeros días para aprovechar el golpe de pedal. Importa que me encuentro en un buen momento”, afirmó el tico de 29 años.
Pero no fue tan sencilla la jornada, el viento rompió el pelotón en varios bloques. En el primero se metieron Tom Dumoulin, dueño de la maglia rosa en ese momento y el mismo Kittel, mientras que Amador se quedaba cortado.
Sin embargo, nunca hubo intención de los equipos de destrozar la carrera y todo quedó para que los sprinters decidieran.
En la emoción y adrenalina de estos últimos kilómetros tampoco hubo mucha pelea, ni siquiera se tuvo que recurrir a revisar la foto para ver quién fue el ganador, porque el alemán Kittel fue muy superior. Inapelable triunfo.
Pura potencia del corredor de Arnstadt, de 27 años, que justificó su condición de favorito al rematar un enorme trabajo de su equipo con un tiempo de 4h23:45. Su segundo triunfo al hilo en el Giro y el décimo triunfo en esta temporada.
“Deseaba coger el liderato. El Etixx y yo trabajamos realmente duro en las tres jornadas de los Países Bajos”, comentó el germano.
Kittel lidera con Dumoulin a 9 segundos y Amador a 15.
El pedalista alemán es el primero de este país en vestirse de rosa, diez años después de Olaf Polack en 2006. Amador, por su parte, sigue teniendo claro su papel. “Quiero el podio, pero trabajaré para (Alejandro) Valverde”.
Al despedirse la vuelta italiana de Holanda, traerá hoy lunes el primer día de descanso.

201605082004520.recuadro-28.jpg


 


Ver comentarios