Enviar
Velada rítmica

El Ensamble de Percusión realizará mañana un concierto a las 8 p.m. en el Teatro Nacional

Carolina Barrantes
[email protected]

Un amplio repertorio de obras clásicas para percusión, así como piezas de compositores costarricenses, harán vibrar el escenario del Teatro Nacional mañana.
El grupo Ensamble de Percusión, liderado por el músico Bismarck Fernández, realizará un concierto para celebrar que hace unos días fue acogido en residencia por la Universidad Nacional a Distancia (UNED).
Esta oportunidad le permitirá hacer intercambios con otras universidades en el extranjero, y recibir apoyo económico para hacer nuevas presentaciones en diversos puntos del país.
También, “producir discos de música costarricense, y material didáctico para estudiantes de percusión y artistas consolidados en el campo”, afirmó Fernández.
El programa se iniciará con la obra “Trio Per Uno” del serbio N. J. Zivkovic, el “Concierto para timbales y ensamble de percusión” de Akira Nishimura, y “Marimba Spiritual” de Minoru Miki, estos dos últimos son japoneses.
Luego, continuará con las piezas costarricenses “Delirum Soko” de Carlos Escalante y “Marimbando” y “Fuga Parrandera” de Fidel Gamboa, miembro del grupo Malpaís.
La velada finalizará con la “Suite Tica” que incluye las piezas “Espíritu Guanacasteco” y “Caballito Nicoyano”, un arreglo de Marco “Chiqui” Ortiz, así como la obertura de “El Barbero de Sevilla” de Rossini.
Las entradas para el espectáculo ya están a la venta, y tienen un costo de ¢2 mil en todas las localidades.
Los interesados pueden obtener más información en los teléfonos 2221-5341, 2221-5103 y 2221-1329, y comprar sus entradas en la boletería del teatro. El recital comenzará a las 8 p.m.

El Ensamble de Percusión nació en 1993, y está compuesto además por Ricardo Hernández, Alejandro Molina, William Ramos y Marco “Chiqui” Ortiz.
El grupo ha mostrado su talento en diversos escenarios nacionales e internacionales. Así, participó en la celebración del centenario del Teatro Nacional, y se presentó en el Palacio de Linares en Madrid, y en el festival Somos Latinoamericanos en Santiago de Chile.

Ver comentarios