Enviar

Una nueva Italia

Luego de fracasar en Sudáfrica, se renovó, cambió la forma de jugar y vuelve a ser favorita

201406032305170.a2.jpg
En la primera fase el equipo de Marcelo Lippi se despidió en 2010. Las criticas llegaron, se cambió de entrenador y todo comenzó a cambiar en Italia, ahora de la mano de Cesare Prandelli.
Ya el cerrojo defensivo y el contragolpe no es el génesis de sus accionar, lo perfeccionaron, se siguen defendiendo, pero ya se dejan el balón, le dan buen trato, dan espectáculo y ganan adeptos.
Prandelli practica un juego alegre, con posesión de balón, más latino y menos europeo, sin dejar de lado la velocidad que le siguen imprimiendo en la última zona del terreno de juego.
El cambio ya demostró que da resultados, al llegar solo dos años después a la gran final de la Eurocopa, que perdieron ante la poderosa España. El juego de los italianos evolucionó y es uno de los aspirantes al título.
El capitán Gianluigi Buffon afirmó que su equipo sorprenderá en el Mundial, ya que aunque no parten como favoritos, el objetivo del conjunto “azurro” es superar los cuartos de final.
“Inglaterra está revolucionada y es una incógnita y Uruguay es igual de fiable que nosotros. ¿Mis previsiones? Llegar a cuartos de final sería hacer un buen Mundial”, reconoció Buffon.
El internacional italiano, que disputará su quinta Copa del Mundo, aseguró que Italia es una selección madura, equilibrada, que conoce sus limitaciones y sus puntos fuertes y, sobre todo, es fiable.
Para clasificar, Italia dominó holgadamente el Grupo B de la zona europea. No obstante, la tarea se anunciaba complicada, porque el sorteo le deparó como adversarios a Dinamarca, República Checa y Bulgaria.
Al final, la Nazionale concluyó su campaña invicta, certificó su billete a Brasil incluso con antelación, y se ha plantado en la palestra internacional con la convicción de que su revolución ha cuajado.
Cesare Prandelli relegó definitivamente al olvido el catenaccio: “Hoy en día es evidente que no se cosechan buenos resultados sin practicar un fútbol bonito”, anunció el seleccionador al asumir el cargo.
201406032305170.22.jpg
Tras conseguir una plaza de finalista en la Eurocopa de la UEFA 2012 y la 14ª clasificación consecutiva para la Copa Mundial de la FIFA con un juego resueltamente ofensivo, el estratega de la azzurra ha recorrido el trecho del dicho al hecho.
Con cuatro títulos (1934, 1938, 1982 y 2006) y otras dos finales perdidas (1970 y 1994), Italia es, después de Brasil, la formación que más triunfos acumula en el certamen. También es el único equipo, junto con los brasileños, que ha alzado el trofeo en dos ediciones consecutivas. Su victoria en semifinales de México 1970 sobre Alemania (4-3 t.s.) está considerada unánimemente uno de los encuentros más espectaculares de la historia de la prueba.
 

Cristian Williams
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios