Logo La República

Lunes, 4 de marzo de 2024



ÚLTIMA HORA


Trabajadores no deben temer al cambio si ya cerraron el ciclo laboral: Vicky Chaves de Talent Advisors

Situación permite a trabajadores reflexionar sobre habilidades, intereses y metas

Esteban Arrieta earrieta@larepublica.net | Lunes 12 febrero, 2024 12:27 p. m.


Vicky Chaves Cavallini, gerente de atracción de Talento de Talent Advisors. Cortesía/La República
Vicky Chaves Cavallini, gerente de atracción de Talento de Talent Advisors. Cortesía/La República


Los cambios laborales no son malos y en la mayoría de las ocasiones denotan crecimiento, según Vicky Chaves Cavallini, gerente de atracción de Talento de Talent Advisors

La experta señala que dejar el puesto de trabajo cuando ya se cerró el ciclo laboral “es un proceso natural” que le permite al profesional valorar nuevas oportunidades y experiencias.

Lea más: 7 señales de alerta del “síndrome de burnout” y 7 formas de evitar que el trabajo afecte su salud

Asimismo, en algunas ocasiones un cambio de rol en la empresa con nuevas tareas podría darle el combustible que necesita la persona para no sentirse desmotivada y estancada.

¿Cuáles serían 5 señales de que el ciclo laboral de una persona terminó?

1. Por desconexión con su trabajo, es cuando a la persona se la asignan responsabilidades, pero lo hace dentro de un estado de “compromiso forzado” más que por gusto o entusiasmo a aprender algo nuevo. Esta falta de pasión y vocación genera baja satisfacción e incluso una posible sensación de alejarse de sus objetivos profesionales.

2. Sentirse “estancado” y sin posibilidades de crecimiento: Juega un peso relevante que la persona pueda evaluar, si su rol le permite responder a preguntas claves tales como: ¿dónde te visualiza dentro de 5 a 10 años? O bien si el rol le permite adquirir el conocimiento y experiencia en lo que ha identificado son sus áreas de interés a desarrollar.

3. No se identifica con los valores de la compañía: Sabemos que la ética, los valores, la misión y visión de la compañía son la base de cultura organizacional. El hecho de que los colaboradores no se identifiquen con ellas, tendrá un impacto importante, puesto que, no le inspira a hacer su trabajo y le motivaría a buscar realizar un cambio laboral.

Lea más: Problemas de salud mental están desbordando sistema público: Presidente de la Asociación Costarricense de Psiquiatría

4. La persona se siente estresada, irritable y en exceso cansada: Cuando una persona no se siente cómodo con lo que hace, y siente que su rol es más lo que le quita que lo que le aporta, llegando a tener momentos de acumulación de trabajo, y estrés, dejando atrás la posibilidad de hacer uso de su tiempo personal para relajarse. Está comprobado, que a dichos niveles de presión y cansancio llevan afrontar un desgastan físico y emocional, lo que desencadena en un desequilibrio negativo ya que se sobre exige para cumplir con su rol.

5. Mantiene una actitud negativa constante: cuando ya se vuelve difícil hablar de su trabajo, sin expresarse de manera negativa, y empieza a sentir que son parte aquellas personas que son miembros de otras organizaciones, los que en definitiva cuentan con las oportunidades tener proyectos más retadores e interesantes que los propios.

¿Cómo finalizar de manera sana una relación laboral?

La base para culminar de manera correcta una relación laboral es la comunicación directa y transparente. Es válido de manera respetuosa y si ambas partes están de acuerdo, que se expongan las razones de la decisión.

Además, en la medida de lo posible se recomienda llegar a un acuerdo para ofrecer a la compañía el tiempo que por ley se solicita para que la misma pueda llevar a cabo la gestión para cubrir la posición.

Se sugiere hasta donde se pueda completar las responsabilidades pendientes, procurando mantener una actitud profesional y positiva. 

Así como es importante recordar que aún cuando estás dejando la compañía, expresar a tus colegas que te han apoyado el valor de haber trabajado juntos, y dejar abierta la posibilidad de mantener una red de contactos profesionales, puede ser muy valioso para futuras oportunidades laborales.

¿Qué sucede con un trabajador en su ánimo y compromiso laboral si no atiende la decisión de cerrar un ciclo?

Es muy posible que afronte una baja en términos a su compromiso laboral. La persona se puede mostrar menos proactiva y productiva, lo que podría impedir el alcance de sus objetivos. Esto puede desencadenar sentimientos de negatividad generales afectando todos los ámbitos de su vida.

¿Qué consejos le daría una persona que está en esta situación?

• Primero reforzaría que hacer un cambio no es malo, y que valore que la mayoría de las veces el cambio denota crecimiento, siendo un proceso natural que le permitirá valorar nuevas oportunidades y experiencias.

• Segundo recomendaría el valor de reflexionar sobre sus habilidades, intereses y metas, para que en su siguiente oportunidad laboral procure cubrirlas.

• Tercero, que se asesore con personas de confianza, mentores o colegas que hayan afrontado una situación similar buscando tomar una decisión más informada. O bien puede llevar sesiones de coaching con un profesional, buscando que este asesoramiento personalizado, que le permitan construir un plan de acción acerca de cómo afrontar este nuevo reto.

• Y no olvidar que uno tiene el poder de iniciar un nuevo ciclo en su rol actual, pidiendo más responsabilidades que le permitan renovar su motivación y compromiso.

Más en Talent Advisors


NOTAS RELACIONADAS








© 2024 Republica Media Group todos los derechos reservados.