Logo La República

Martes, 20 de noviembre de 2018



MAGAZINE


Realidades sobre el Botox

Melissa González [email protected] | Jueves 26 mayo, 2011



Realidades sobre el Botox
Es una toxina, por eso es fundamental que su aplicación la realice un profesional capacitado para así evitar complicaciones


Tener un rostro sin arrugas es uno de los principales objetivos de las personas que deciden recurrir a la toxina botulínica, conocida sobre todo por el nombre comercial Botox, una sustancia de gran popularidad alrededor del mundo, y Costa Rica no es la excepción.
Precisamente esta popularidad ha generado a su alrededor ciertos mitos, así como dudas, por eso es importante que antes de tomar cualquier decisión consulte a un profesional.
“Se extrae de una bacteria. Aunque las bacterias pueden causar enfermedades graves, los médicos han descubierto que una sustancia química presente en la toxina podría contribuir al tratamiento de algunos problemas de salud. La FDA lo aprobó hace más de diez años para tratar ciertos problemas en el músculo ocular. Y los médicos advirtieron que la apariencia de algunas arrugas alrededor de los ojos también mejoraba”, explica el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento de Estados Unidos.
Este producto se utiliza para mejorar el aspecto de las líneas de expresión o arrugas y sus efectos son temporales.
La aplicación de la toxina se realiza a través de pequeñas y casi indoloras inyecciones en las zonas que se han de tratar.
Entre los mitos generados a su alrededor está que su uso genera una parálisis total, ausencia de movimiento y expresión congelada; esto, a criterio de Guillermo Cortés, médico dermatólogo del Hospital Clínica Bíblica, es falso. “No se realiza una parálisis total. Lo que se hace es una parálisis selectiva de algunos músculos de movimientos faciales”, comentó.
La doctora Sylvia Rubinstein, cirujana plástica, estética y reconstructiva, considera que cuando le aplica un buen tratamiento, el resultado debe ser natural, sin cambiar la expresión de la cara y con un obvio rejuvenecimiento del rostro.
La edad para aplicarlo también ha generado dudas, por ejemplo se dice que en personas mayores de 70 años no es efectiva, algo que no es del todo falso. “No es tan efectiva por la presencia de surcos muy profundos difíciles de eliminar, sin embargo con su uso hay una mejoría notoria”, comentó Rubinstein. Opinión que comparte la doctora Geisel Morera, de Spa Party, quien estima que no se pierde la posibilidad de obtener resultados cosméticos positivos.

Melissa González
[email protected]