Raví: El arte de la comida vegetariana
Marco Boza y Gabriel Fernández, cocineros de Raví. Gerson Vargas/La República
Enviar

Raví: El arte de la comida vegetariana

Restaurante ofrece platillos artesanales con ingredientes exclusivos

La comida vegetariana no es un enigma, ni un lujo, pero podría convertirse en todo un placer digno de disfrutar, mucho más si los platillos se preparan de forma artesanal con ingredientes únicos como ocurre en el restaurante Ravi Gastropub y Café.

201311032247070.m22.jpg
Degustar vegetales es mucho más que comer ensaladas, platillos como el gnocchi en salsa de vino, con puré de papa y berenjenas es una muestra clara de que los alimentos se pueden convertir en arte.
Imaginar una pizza sin carne, cuya pasta fue creada con aceite de oliva y hongos orgánicos es posible en el menú de este restaurante que busca darle un sabor único a cada platillo.
“Queremos que nuestros clientes se sientan satisfechos, la comida que servimos es especial, en ningún lugar encontrarán platos creados como los que servimos en Ravi, porque son únicos”, explicó Jan Pawla Adamski, chef ejecutivo del restaurante.
El ambiente y la decoración son otros elementos a favor, usted se transportará a un típico lounge francés en medio de la capital, durante el día es restaurante y por las noches se convierte en un pub para compartir cervezas y cocteles con los amigos.
Una de las estrategias que ha dado mejores resultados es cambiar el menú en cada estación del año, es decir durante el invierno europeo mantienen unos platillos, pero cuando entra el otoño los alimentos también varían.
A esto, se suman los ingredientes propios, en Ravi usted podrá disfrutar de bebidas gaseosas y cocteles hechos de forma artesanal.
Por ejemplo, el pan que utilizan se hace sin levadura comercial, en el restaurante mantienen un cultivo propio de levadura que se utiliza en la receta especial de la casa.
“Lo que buscamos es darle a la gente algo más que comida, creemos que la diferencia la marca el sabor, por eso nos concentramos en preparar nuestras propias recetas, mientras un restaurante común tiene tres proveedores, nosotros compramos los ingredientes a 25 empresas diferentes”, agregó Adamski.
El secreto de la comida en Ravi radica en la preparación manual de todos los alimentos, no se compran pastas hechas, ni pan, ni yogur, ni salsa de tomate, por el contrario todo se hace en la misma cocina del restaurante. Como en casa.

Daniela Granados
[email protected]
@dgranadosLR

Ver comentarios