Producción de crudo de Venezuela se acerca a mínimo  en 29 años
Se espera que la producción del país suramericano baje a 1,84 millones de barriles por día el próximo año. Bloomberg/La República
Enviar

Venezuela está a punto de bombear la menor cantidad de petróleo en casi tres décadas, justo cuando más necesita los petrodólares.

Se espera que la producción del país suramericano baje a 1,84 millones de barriles por día el próximo año, la más baja en comparación con los datos oficiales del gobierno desde 1989, según una encuesta realizada por analistas.

El número de plataformas petroleras alcanzó un mínimo de 14 años en octubre, conforme las compañías de perforación, incluida Schlumberger Ltd., redujeron su exposición en el país debido a facturas impagas.

Dueño de reservas de crudo más grandes que las de Arabia Saudita, Venezuela se encuentra al borde de la cesación de pagos.

La producción de petróleo, la exportación clave que genera los dólares muy necesarios para pagar su deuda, se reducirá por séptimo año. No es solo la producción lo que está disminuyendo, dice Thomas Olney, analista de la consultora Facts Global Energy.

La calidad también ha bajado, reduciendo los ingresos de la compañía petrolera estatal Petróleos de Venezuela SA.

"La perforación se está reduciendo en Venezuela, la calidad del crudo se está deteriorando rápidamente, las sanciones de Estados Unidos hacen que sea aún más difícil para Venezuela comprar los productos químicos necesarios en el proceso de perforación. Por supuesto, todo esto hace que sea más difícil para Venezuela continuar generando efectivo", dijo Olney en una entrevista telefónica desde Londres.

Recientemente, Olney modificó su estimación de producción para el año próximo de 2 millones por día a 1,95 millones de barriles diarios.

Las reservas de divisas de Venezuela han caído por debajo de los $10 mil millones. El Gobierno programó una reunión con inversionistas de bonos, luego de anunciar planes para renegociar su enorme carga de deuda.

Las refinerías en tres continentes dicen que la calidad del petróleo venezolano ha disminuido más notablemente este año. Los compradores han rechazado algunos cargamentos, mientras que los reclamos de descuentos en otros están aumentando, según personas al tanto de la situación.

En EE.UU., Phillips 66 rechazó cargas del petróleo venezolano debido al alto contenido de sal. El exceso de agua y contaminantes, como la sal, aceleran la corrosión de los oleoductos y los equipos, lo que provoca un tiempo de inactividad no deseado, al tiempo que las refinerías están haciendo grandes esfuerzos para satisfacer la creciente demanda mundial de combustible.

Las embarcaciones permanecen fuera de los puertos venezolanos durante días esperando que los inspectores contratados por los compradores estadounidenses verifiquen si el crudo cumple con las especificaciones.

En Asia, un comprador dijo que las solicitudes de reembolso por el petróleo de mala calidad se acumulan. Además del costo para reparar el daño por corrosión, los refinadores tienen que gastar más dinero para tratar la mezcla contaminada de agua y petróleo, conocida como "slops".

Ver comentarios