OMS invitará a implementar el empaque neutro de cigarros
Enviar

Una iniciativa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) busca que las compañías tabacaleras cambien las actuales cajas de cigarrillos por un empaque neutro, es decir, que en lugar de hacer publicidad contribuyan a formar conciencia sobre las consecuencias del fumado.
Es por ello que la OMS aprovechará las celebraciones del Día Mundial sin Tabaco, el próximo 31 de mayo, para hacer un llamado a todos los países a que adopten la medida y contribuyan así con la reducción del consumo de los cigarros.


El empaquetado neutro sugiere limitar el espacio para marcas u otra información corporativa, destinándolo en su mayoría a fotografías y mensajes de alerta como “fumar daña sus encías y dientes”, “fumar provoca cáncer bucal” o “fumar perjudica la vida del feto”.
Varios países se encuentran en una etapa avanzada con respecto a la consideración de la adopción de leyes sobre el empaquetado neutro. No obstante, la propuesta aún no ha sido considerada en Costa Rica u otra nación del hemisferio occidental.
El primer país en acogerla fue Australia en 2012, seguido por Francia, Reino Unido e Irlanda del Norte, los cuales tienen hasta hoy para comercializar o retirar del mercado las cajetillas antiguas y dispensar las nuevas presentaciones a partir de este sábado 21 de mayo.
Claramente, la iniciativa es rechazada por las tabacaleras, las cuales consideran demasiado restrictiva y una violación al derecho de marca.
“Los gobiernos implementan políticas efectivas para controlar el consumo de tabaco y al mismo tiempo respetar los derechos de las marcas. Sin embargo, el empaquetado genérico no cumple estos criterios. Elimina la elección del consumidor, interrumpe la competencia en el mercado y nos priva de la propiedad intelectual”, dijo Leopoldo Sanz, director de Asuntos Corporativos de Tabacalera Costarricense.
Además, las compañías aseguran que el empaquetado neutro abre un portillo a un contrabando que actualmente representa más del 21% del mercado nacional, es decir, una evasión fiscal superior a los ¢25 millones cada año.
“El empaque neutro tendría serias consecuencias para el país, ya que daría un impulso al mercado ilícito de tabaco, producto que ya de hecho no cumple con las disposiciones de control establecidas actualmente en Costa Rica”, advirtió Jessy Chacón, gerente País de Asuntos Legales y Externos de British American Tobacco.
El consumo de tabaco en Costa Rica inicia desde los 13 años de edad y prevalece hasta los 70 años, según el estudio “Consumo de Tabaco entre Estudiantes de Secundaria”, realizado por el Instituto de Alcoholismo y Farmacodependencia (IAFA), durante 2015.
Si bien la tendencia al fumado ha disminuido, unos 300 mil adultos mantienen el hábito.
201605192028050.recuadro-6.gif


Ver comentarios