Logo La República

Viernes, 18 de junio de 2021



ÚLTIMA HORA


Ni falta de recursos o interesados, burocracia es lo que ha frenado interconectar a miles de estudiantes públicos

Johnny Castro [email protected] | Martes 25 mayo, 2021 01:38 pm

Niño usando Internet
Shutterstock/La República


Ni la falta de recursos ni de telcos interesadas en ejecutar los programas que pueden brindar conectividad a Internet a miles escolares y colegiales públicos son el problema, sino, la burocracia y falta de controles.

El Instituto Mixto de Ayuda Social (Imas) no contaba con los números de teléfonos actualizados de posibles beneficiarios del programa Hogares Conectados ejecutados con recursos del Fondo Nacional de Telecomunicaciones (Fonatel).

Ante esta situación el Ministerio de Educación Pública (Mep) levantó una plataforma con los datos de posibles beneficiarios, conocida como "Saber", pero cuando intentó compartirla con el Imas, la Agencia de Protección de Datos de los Habitantes (Prohab) les indicó la imposibilidad de hacerlo sin el respectivo permiso informado de los padres de familia de los estudiantes.

Lea más: ¿Por qué el proyecto de ley de Alfabetización Digital no resolvería la brecha digital?

Han pasado meses desde que se maneja esta información a lo interno de ambas instituciones públicas y no es hasta ahora que sale a la luz, con una publicación del diputado liberacionista Daniel Ulate en su cuenta de Facebook, después un intercambio de cartas con el Mep.

Lea más: Educación virtual universal, el gran reto que le deja la pandemia al país

Por su parte el mandatario Carlos Alvarado, sigue insistiendo en trasladar los recursos de Fonatel al Mep para ejecutar estos programas mediante la aprobación del proyecto de ley de Programa Nacional de Alfabetización Digital.


NOTAS RELACIONADAS







© 2021 Republica Media Group todos los derechos reservados.