Logo La República

Lunes, 14 de octubre de 2019



ÚLTIMA HORA


Ministro de Ambiente: “Lo de la Amazonia no es un asunto de capitalismo”

Jeffry Garza [email protected] | Jueves 22 agosto, 2019 02:53 pm

Carlos Manuel Rodríguez, ministro de Ambiente y Energía
Carlos Manuel Rodríguez, ministro de Ambiente y Energía. Elaboración propia/La República


Los incendios que consumen la selva de la Amazonia a velocidad récord no es un asunto exclusivo de Brasil ni el capitalismo, reflexionó Carlos Manuel Rodríguez, ministro de Ambiente y Energía.

Por dos semanas, la selva que se conoce como “el pulmón del planeta”, ha tenido que soportar múltiples incendios que se propagan fácilmente debido a la deforestación.

Lea más: Selva de la Amazonia se está quemando a una velocidad récord

Grupos ambientalistas y sociedad civil responsabilizan a Jair Bolsonaro, presidente brasileño, de la crisis que la región selvática atraviesa, debido a que ha suavizado múltiples políticas ecológicas.

Lea más: ¿Qué está causando los incendios en el Amazonas?

Rodríguez conversó con LA REPÚBLICA sobre el tema que más preocupa a la comunidad global actualmente.

¿Cómo analiza la crisis ambiental que atraviesa Brasil por los incendios en la Amazonia?

Amazonas no es Brasil, Amazonas es una cuenca que atraviesa ocho países que también contribuyen de forma negativa a lo que está pasando hoy.

La deforestación en Bolivia, Colombia, Venenzuela y Perú es tan seria como la de Brasil, y los que dicen que la deforestación en Brasil es producto de un modelo capitalista están equivocados.

Si se observa la Bolivia de Evo Morales, socialista, “Pachamama” y lo que usted quiera, atraviesa por los niveles de deforestación más altos de su historia (se talan 150 mil hectáreas año, en promedio).

Si no es capitalismo, ¿qué es, y de quién es la culpa de lo que pasa?

El problema realmente está en un modelo de consumo y de producción, en donde también los países en vías de desarrollo se ven obligados a suplir de commodities a los grandes mercados como Estados Unidos, China y la Unión Europea.

Definitivamente se han tomado malas decisiones políticas en Brasil, de un Gobierno que no cree en la información científica ni en el Instituto Nacional de Investigación Espacial, que hace rato viene alertando de los datos sobre deforestación.

Se han beneficiado las represas hidroeléctricas y la minería, que ha provocado un problema muy serio con implicaciones muy serias, como magnificar aún más el cambio climático.

¿Qué lecciones podemos aprender como país de lo que pasa en Brasil?

La lección más importante es que cualquier país es vulnerable a los cambios políticos, en donde se pasa de gobiernos que protegen el ambiente a otros que son insensibles, lo que es sumamente preocupante.

En el caso de Brasil, lo interesante es que es un estado federado, y no todos los gobernadores están de acuerdo con las políticas de Bolsonaro, por lo que podrían generar un contrapeso que revierta la situación.

También, hay que hacer un llamado a que los mecanismos multilaterales entren en acción; Naciones Unidas tiene que intervenir políticamente en este proceso, como cuando hay una crisis por una guerra (...), porque el problema trasciende fronteras.


NOTAS RELACIONADAS






© 2019 Republica Media Group todos los derechos reservados.