Liderazgo Personal
Enviar

Esa extraña, pero a veces tan conocida sensación de sentirnos desorientados y sin rumbo; el encontrarnos indecisos ante las opciones que la vida nos presenta; o bien,experimentar dudas sobre lo que realmente deseamos, es ciertamente una sensación abrumadora.

La sociedad nos programa con el chip quese debe tener todo resuelto y definido en nuestra mente y en nuestro ser, obviando la misma humanidad que nos envuelve y dejando de lado que la desorientación, la incertidumbre y la duda son sensaciones tan comunes como la vida misma y que son experimentadas portodos en mayor o menor medida en diferentes momentos a lo largo de la vida. Si bien es cierto,son sensaciones naturales y frecuentes, no permitamos nos paralicen ante el gran reto que es nuestra vida misma. ¿Pero cómo lograrlo?

Debido a que el liderazgo es uno de los temas favoritos de autores, existen millones de definiciones que al final terminan convergiendo en los mismos puntos clave alrededor del cual gira este concepto. De manera general, se entiende por liderazgo, la actitud que cada uno decide tomar ante la vida y sus circunstancias, y que consiste en reflejar dirección, toma de decisión y confianza, y demostrar asertividad ante las diferentes situaciones que enfrentamos.

Pasamos escuchando en ámbitos personales y sobre todo profesionales que debemos ser “líderes” y comúnmente esto se refiere a liderar a otros. Es probable que, en algún momento pasado,incluso hayamos recibido cursos para capacitarnos en temas relacionados acómo desarrollar y potenciar nuestras habilidades de liderazgo y enfocamos comúnmente estos conocimientos en el ámbito laboral. Pero; ¿Qué hay de mi liderazgo personal? ¿Qué tantos recursos y tiempo invierto en él? ¿Estoy realmente consciente y conectado conmigo misma (o), entendiendo la posibilidad real que tengo en mis manos de trazar mi camino, controlar variables y ser el artífice de mi destino? ¿Entiendo que yo mismo puedo auto administrarme y gestionarme con liderazgo? Pues pareciera que lo olvidamos y que, en ocasiones, actuamos como si no lo supiéramos.

El proyecto de mayor responsabilidad y relevancia al que nos enfrentaremos en la vida terrenal; es el proyecto de desarrollar de manera satisfactoria nuestra propia vida. Es en este proyecto adonde debemos echar mano de los mejores recursosdisponibles en nuestra caja de herramientas.Debemos reconocer que esta caja nunca estará lo suficientemente llena, y que depende de nosotros alimentarla. Pero también tengamos confianza en lo que ya contiene. Tengamos presente que se ha ido llenando a lo largo de la vida a través de nuestras experiencias, de la lectura, la formación e instrucción formal e informal, la observación, el modelaje, la mentoría, el coaching, pero sobre todo de nuestros propios errores y fracasos y el aprendizaje que éstos naturalmente conllevan.

Pasamos la vida entera teniendo que tomar decisiones. Decidimos levantarnos, decidimos estudiar, decidimos trabajar, decidimos tener pareja, etc. Aunque de niños nuestros padres nos resolvían gran parte del dilema relacionado a tomar decisiones, ya desde la temprana adolescencia vamos poco a poco dejando de ser copilotos poco a poco hasta asumir el mando completo. El liderazgo se basa en esa capacidad de decisión de manera consciente. Pero, no faltan los obstáculos…el liderazgo se puede doblegar ante ausencia de claridad, ante la inseguridad y desconfianza personal, ante malos consejos ó bien ante nuestras propias creencias o paradigmas.

El significado de la verdadera felicidad y de alcanzar éxito, es relativo para cada uno de nosotros. Existen diferentes caminos. Pero para todos los casos y todos los caminos, se requiere liderazgo. Liderazgo para tomar las riendas de nuestra vida y dirigir nuestras acciones y que éstas sean congruentes con nuestras metas y lo que queremos, y no lo que los demás quieren. Liderazgo para proteger nuestra calidad de vida y la autonomía o bien para salvaguardar los valores que para cada uno de nosotros son importantes. Liderazgo para gestionar el tiempo y los recursos con los que contamos y no permitir que la vida transcurra sin haber intentado alcanzar nuestros sueños.

En estos tiempos que todo va tan rápido, en los que nuestra agenda está repleta de compromisos laborales y personales, adonde la tecnología consume gran parte de nuestro tiempo y energía y por ende pareciera que todo importa más que nosotros mismos, necesitamos pensar más en nosotros y volver a las raíces; “back tobasics”.

Es urgente que empecemos a vivir nuestra vida de manera consciente y tomemos el control de ella. El aprender a conocernos y decidir confiar en nuestra intuición y en nuestras decisiones, yel tener confianza en que somos capaces de tomar el mejor camino y en que las cosas pueden salir bien;es parte de lo que sucede cuando hacemos del liderazgo esa característica que nos permite ser nosotros mismos afrontando riesgos por las decisiones que tomamos y recorriendo los caminos que otros tal vez no tomarían.

“El liderazgo personal no consiste en una sola experiencia. No empieza y termina con la redacción de un enunciado de la misión personal. Se trata más bien de un proceso que consiste en mantener en mente la propia visión y los propios valores, y en organizar la vida para que sea congruente con las cosas más importantes” -Stephen R. Covey

Si desea mayor información lo invitamos a inscribirse de forma gratuita en nuestro webinar (aquí).



Ver comentarios