Logo La República

Jueves, 15 de noviembre de 2018



NACIONALES


Librería Internacional amplía red de locales

Redacción La República [email protected] | Sábado 16 febrero, 2008



Tras 13 años de operaciones, compañía aprendió a leer a consumidores y alcanzará los 13 puntos de venta
Librería Internacional amplía red de locales

• Empresa acapara el 50% del mercado de libros de interés general en el país

• Suma de Imaginarium a línea de negocios, amplió rango de acción


Eugenia Soto
[email protected]

Con la aspiración de fundar en suelo americano un negocio dedicado a la venta de libros de estilo europeo, el austriaco Hans Venier abrió en 1995 el primer establecimiento de Librería Internacional.
La aceptación que ha tenido el concepto de Venier en el país alimentó el crecimiento del negocio que actualmente consta no solo de venta al detalle de libros, sino también de una división de mayoreo, y más recientemente la adición de un negocio de venta de juguetes marca Imaginarium.
Compitiendo en un mercado que no solo se transforma por la cantidad de actores, sino también por la llegada de las tiendas en Internet y los hábitos de lectura de la sociedad, Librería Internacional ha echado mano de la variedad en su oferta para perdurar.
La primera Librería Internacional, ubicada en Barrio Dent, San Pedro, buscó diferenciarse de la competencia siendo no solamente un local bonito con música de fondo y libros, sino también por la variedad de su oferta (literatura de arte, cocina e infantil).
“La librería, modestamente atendida por su propio fundador y unos pocos empleados más, en seguida ganó reputación por lo novedoso y atractivo de su producto, y por el servicio al cliente y ambiente agradable que siempre ha formado parte de la imagen de la empresa”, relató Marco Montoya, gerente general de la empresa.
En 1997, dos años después de abrir operaciones en su primer establecimiento, Librería Internacional inició lo que se convertiría en una expansión constante con la apertura de un nuevo establecimiento en el centro comercial Multiplaza Escazú.
El éxito de este local le marcó el camino a en la búsqueda del crecimiento. “Hemos crecido sobre todo mediante la presencia en los principales centros comerciales del Valle Central”, comentó Montoya.
Actualmente la empresa cuenta con 11 librerías ubicadas en puntos estratégicos como Mall Internacional de Alajuela, Terramall en Tres Ríos, y Paseo de las Flores en Heredia, avenida central de San José, Rohrmoser, Plaza Cemaco, entre otros.
Con el incremento en sus locales, la empresa comenzó también a introducir novedades como la incorporación de cafeterías en algunas de las librerías y hasta una Galería de Arte en el establecimiento de Plaza Atlantis en Escazú.
“De manera que para 1999, y a punta de reinversiones de utilidades, ya se contaba con cuatro locales y la posibilidad de trabajar con representaciones exclusivas de editoriales, que permitieron abrir el área de Mayoreo, y desarrollar una marca diferenciada, llamada Libromax, para atender otros segmentos de mercado”, afirmó Montoya.
La sinergia entre los dos negocios permitió a la empresa incrementar el número de sus puntos de venta hasta alcanzar la cantidad actual de 11 tiendas de Librería Internacional y tres de la cadena Libromax.
La más reciente adición a las líneas de negocio que maneja Desarrollos Culturales Costarricenses, empresa propietaria de Librería Internacional, es la adquisición de la franquicia de juguetes Imaginarium.
Esta franquicia española con 310 tiendas en 26 países, se ha incorporado mediante un concepto “shop in shop” en tres de las tiendas de Librería Internacional, sacando provecho de que cuentan con un mismo público meta y que los productos que ofrecen ambas marcas son complementarios.
“Esta es una línea de juguetes con altos estándares de calidad, con mucho sentido desde el punto de vista didáctico y de desarrollo de las habilidades del niño. Por tanto, consideramos que se podía adaptar fácilmente a los gustos y preferencias del público de Librería”, comentó el gerente general de la empresa.
Este nuevo negocio se ha convertido a juicio de la gerencia de la compañía, en un pilar para el crecimiento, pues permitió ampliar el rango de acción de la empresa.
Esta estrategia les ha funcionado a las Librerías Internacional para hacer frente a una competencia fuerte y a la caída en el hábito de lectura de la sociedad costarricense.
Las librerías de grandes superficies son los principales competidores de la empresa. En el país compañías como Universal y Lehmann, entre otras, podrían encajar en la definición dada por la gerencia sobre sus competidores principales.
Las tiendas en línea son otro frente de competencia con el que debe lidiar la empresa. Los costarricenses con acceso a Internet pueden adquirir libros en sitios como Amazon.com, Borders y Barnes & Noble, y utilizar los servicios de varias empresas de courier para trasladar los pedidos hacia Costa Rica.
“Las tiendas de Internet son usadas por un sector aún muy limitado de la población, y no sust
ituye una experiencia de compra en la tienda. Sin embargo, estamos en constante monitoreo sobre las actividades de este sector de comercio, pues igualmente no podemos descuidarnos”, aseveró Montoya.
Asimismo la empresa compite con los establecimientos comerciales en general, especialmente en las temporadas especiales que implican compra de regalos, como la navideña.
Montoya estima que Librería Internacional es líder del mercado de libros de interés general con una participación de mercado superior al 50%.
A pesar de la cacareada disminución en el hábito de lectura del costarricense, el gerente de Librerías Internacional asegura que el comercio de libros ha experimentado un auge en los últimos años, y “sentimos que el mercado consumidor del libro ha crecido año con año”. Esto se explica puesto que el libro no se limita a la literatura, sino que se ha convertido en un complemento de los estilos de vida de las personas, como es el caso de los libros de autoayuda, biografías y los de mascotas. Por otro lado, los libros también fungen como herramientas del aprendizaje. Estos factores han ido ampliando el público que se interesa por este producto.
La compañía continuará con el plan de apertura de al menos dos tiendas más de librería, con espacio para la marca Imaginarium, en los próximos 12 meses. En lo que se refiere al área de Mayoreo continuará con un plan de ampliación de cobertura de puntos de venta en la zona rural.