Liberación Nacional es el gran perdedor de la campaña electoral
Enviar

El resultado del recién concluido proceso electoral dejó al Partido Liberación Nacional (PLN) como el gran perdedor de esta campaña, de acuerdo con analistas consultados por LA REPÚBLICA.

La primera herida fue no pasar a la segunda ronda, esto dejó al PLN en cuidados intensivos, tras dos derrotas consecutivas.

Sin embargo, la estocada final se dio cuando líderes liberacionistas, muchos de la base de la estructura, apoyaron al evangélico Fabricio Alvarado de Restauración Nacional y cayeron derrotados por segunda vez.

Esas cenizas se desplomaron entre las cicatrices de antaño y provocaron un grito de clamor en expresidentes, excandidatos y militantes que piden salvar la estructura del partido para no dejarla morir.

Un ejemplo se dio el domingo, cuando los ojos de José María Figueres, expresidente de la República, se llenaron de lágrimas y el temblor en sus labios interrumpió sus declaraciones que lamentaban la ausencia del color verde y blanco en las papeletas.

Esto lleva a muchos a reflexionar si la ruta que debe seguir este partido es disminuir la influencia de figuras relevantes como: José María Figueres, Jorge Pattoni, Óscar Arias, Fernando Zamora, Johnny Araya, Laura Chinchilla y dar paso a otros liderazgos más frescos.

“La única manera de revivir al PLN es que un grupo de liberacionistas, desde afuera, se una para modificar la estructura vetusta y amarrada que existe actualmente, que no permite a los nuevos talentos sobresalir y darse a conocer. Desde mi punto de vista, Liberación Nacional fue el gran perdedor y el solo el hecho de no llegar a la segunda ronda demuestra la incapacidad del partido y la disminución de su fuerza”, aseguró Claudio Alpízar, politólogo.

Esas figuras podrían levantar a un partido que lleva más de 60 años de luchas electorales y que ha tenido que reinventarse en otros momentos, mucho dependerá de las acciones que lleven a cabo los 17 diputados en una agenda legislativa y de la participación de la juventud liberacionista.

Para Vladimir de la Cruz, el PLN se encuentra en una encrucijada y se arriesga a ser sustituido por el PAC, que suma dos mandatos presidenciales y decenas de militantes.

Alpízar desmiente esa afirmación asegurando que el PAC es un partido pequeño y eso lo evidencia el reducido número de diputados que llevó hasta Cuesta de Moras.

El PLN, en contraparte, no tuvo suerte con su candidato en la primera ronda, pero tendrá una participación activa en el Congreso, siendo la bancada de oposición más grande.

Visión partidaria

Los líderes de la bancada verdiblanca dieron a conocer sus puntos de vista sobre cómo fortalecer al partido y aumentar la confianza de los costarricenses

Antonio Álvarez Desanti
Excandidato
PLN

En esta elección perdimos todos menos el PAC, dichosamente el PLN será la mayor fuerza política de oposición y eso le da una seguridad al país.
Como partido, debe formular una propuesta moderna, inspiradora y que vuelva a cautivar al electorado y con una condición presente en todas sus actuaciones y dirigentes luchando contra la corrupción.

Laura Chinchilla
Expresidenta
PLN

Liberación Nacional es una institución y como cualquier otra, tiene la obligación de revisarse a sí misma. Estamos acostumbrados a salir de momentos tan difíciles como estos.

Jorge Pattoni
Presidente
Comité Ejecutivo del PLN

Nos corresponde hacer un examen autocrítico y reconocer que hemos perdido apoyo entre los costarricenses, que debemos desterrar prácticas que han provocado división interna y ceder espacios reales de representación para la generación joven de liberacionistas que demandan participación. Hemos convocado a nuestro Comité Ejecutivo y Directorio Político en esta misma semana para seguir trabajando.

 



Ver comentarios