Logo La República

Miércoles, 14 de noviembre de 2018



MAGAZINE


Iniciativa empresarial

Daniela Granados [email protected] | Martes 22 octubre, 2013

Napoleón Burgos, director del Banco de Alimentos. Gerson Vargas/La República


Impacto social

Iniciativa empresarial

Aproximadamente 15 mil kilos de alimentos se reunieron en la Jornada de Recolección del Banco de Alimentos

“Empezamos por la casa” es la iniciativa desarrollada por el Banco de Alimentos en Costa Rica que permitió la semana pasada recolectar alrededor de 15 mil kilos de víveres que serán entregados a organizaciones de bien social.
Esta labor comenzó en setiembre como parte del Día Mundial de la Alimentación, que se celebró el miércoles 16 de octubre.
La iniciativa contó con el apoyo de las empresas fundadoras de la iniciativa, entre ellas Walmart, CAC Porter Novelli, AED, Grupo Mutual, Gruma, Punto Rojo, Dos Pinos y más.
La jornada de recolección culminó la semana anterior y contó con el voluntariado de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, y artistas nacionales como José Cañas, Debi Nova, Tamela Hedström y el grupo Percance.
En Costa Rica más de un millón de personas viven en condiciones de pobreza. Esto equivale a un 23% de los hogares del país que no pueden satisfacer sus necesidades básicas.
Grupos de adultos mayores, indigentes, niños, mujeres y hombres en rehabilitación han sido beneficiados con esta recolección, entre ellos la Fundación Casa de los Niños, Fundación Génesis, Posada de Belén, Asociación Adulto Mayor Alcohólico e Indigente, Casa de Paz, entre otras.
“Actualmente 148 organizaciones de todo el país colaboran con la recolección de alimentos constantemente y más de 15 mil personas se ven beneficiadas todos los meses gracias a esto. Ayudamos a diferentes fundaciones en Talamanca, Liberia, y muchas zonas urbanas”, indicó Napoleón Burgos, director del Banco de Alimentos.
Esta iniciativa sobrepasó la meta que se habían propuesto en un inicio, las empresas donaron alimentos y productos de primera necesidad como arroz, frijoles, café, pastas y atunes.
Cada empresa se dedicó a la recolección de un producto específico, además de esto el Banco de Alimentos les brindó charlas para darles a conocer las labores que practica la entidad y a quienes beneficia.

Daniela Granados
[email protected]
@dgranadosLR