Logo La República

Viernes, 14 de diciembre de 2018



NACIONALES


In vitro lucha por su vida

Redacción La República [email protected] | Miércoles 23 julio, 2014



Lo vetaría por ser abortivo, dice Fabricio Alvarado

In vitro lucha por su vida

Otros 56 diputados aceptarían un arreglo


RESUMEN EJECUTIVO
Con la oposición de un diputado, muere la posibilidad de que las costarricenses cuenten con la opción de la Fertilización in Vitro.
Otros diputados estarían dispuestos a hacer un arreglo, sobre una forma limitada de practicar el procedimiento.
Sin embargo, el diputado Fabricio Alvarado vetaría cualquier fórmula, que permita el acceso a ese tratamiento, por considerar que en todos los casos se trata de un aborto.

Aunque parezca que 56 diputados estén de acuerdo en permitir la Fertilización in Vitro en forma limitada, la oposición férrea de un diputado asegura que las costarricenses no tengan acceso a este procedimiento.
Para los demás, existe la posibilidad de aceptar un arreglo, que limitaría el procedimiento a los matrimonios, y sin destruir ningún embrión.
Por su parte, los diputados que están a favor de la Fertilización in Vitro sin límites, o sea para cualquier mujer, y utilizando una cantidad ilimitada de embriones, estarían dispuestos a ceder algo, para no eliminar completamente el acceso a esta técnica.
Sería igual la situación de otros, que tienen varias dudas acerca de la ética de este procedimiento, que de una forma u otra se practica en todos los demás países de las Américas.
Mientras tanto, Alvarado se opone a cualquier forma de proporcionar el tratamiento en Costa Rica.
El procedimiento in vitro es una forma de aborto, porque la mayoría de los intentos resultan en la muerte del embrión, asegura el diputado de Restauración Nacional.
En realidad, fracasan también muchos intentos de fertilización natural, según datos mundiales.
No obstante, falla una proporción mayor de los casos de in vitro, insiste Alvarado.
El arreglo, que podría encontrarse entre los demás diputados, consiste en una forma de in vitro, que no destruye ningún embrión.
Bajo este esquema, la mujer dona únicamente los óvulos, normalmente tres, que se utilizan en el proceso.
Con esto, no habría ninguna destrucción o comercialización de los óvulos, algo que puede suceder en un país, en el cual se permite la cosecha y fertilización de una cantidad mayor de óvulos, la mayoría de los cuales se congela.
La ventaja de esta forma del tratamiento, es que la mujer tendría los óvulos fertilizados listos, si necesitara otro intento, dado que menos de la mitad de las veces tiene éxito.
Por otro lado, si prosperara el primer intento, los embriones congelados se destruyen, o se comercializan para otro tipo de investigación científica.
El costo de in vitro es alto, cuando se requiere una donación nueva, cada vez que se haga necesario hacer el intento, dado que la cosecha de los óvulos es una parte complicada del procedimiento.
Por otro lado, se elimina para la gran mayoría de la gente la objeción al in vitro, de ser el aborto de un individuo, que podría evolucionar en un ser humano.
No obstante, estas pruebas no son suficientes para Alvarado, que para efectos prácticos podría descarrilar cualquier proyecto de ley, que afirmara el derecho de la mujer de contar con la Fertilización in Vitro.

¡No!
Entrevista exclusiva con Fabricio Alvarado, diputado de Restauración Nacional


¿Cuál es la posición de su partido sobre este tema?
Mi posición es por la vida.
La Fertilización in Vitro es una técnica abortiva.

En qué basa usted la afirmación de que la técnica de FIV atenta contra la vida y por tanto no puede aprobarla?
Nos hemos reunido con especialistas en bioética, que a nuestro criterio manejan estos temas con gran propiedad y nos han señalado el alto índice de rechazo y aborto que se da.
Si la técnica mejora, nosotros aprobaríamos la fertilización, porque no estamos en contra de las parejas, estamos en el trabajo de proponer soluciones.

Entre un 25% y un 33% de los embarazos fallan, sea de forma natural o in vitro, según una gran cantidad de informes técnicos, ¿está o no de acuerdo con este dato?
Es cierto que un embarazo normal también puede terminar en un aborto.
Pero tenemos datos diferentes, pues el porcentaje de éxito en in vitro es un 18%, mientras que por la vía natural se da un 75% de embarazos exitosos.
No podemos pagar un precio tan alto como sacrificar vidas humanas, no podemos cumplir un sueño de una pareja, al costo de miles de muertes de embriones.

¿Hay presión económica detrás de este tema?
No tengo las pruebas, pero sí tengo dudas sobre este tema.
Por esta razón, no podemos aprobar este tema solo por un asunto económico
También sabemos que para la Caja sería muy oneroso, por lo que la medicina privada haría un gran negocio.


Redacción
[email protected]
@La_Republica

Colaboraron Esteban Arrieta y Natalia Chaves