Hernández se ríe del metro de Piza
Enviar

Al considerar que el metro es excesivamente caro y que no existe suficiente dinero en las arcas del Estado, Rodolfo Hernández, candidato a la Presidencia por el Partido Republicano Social Cristiano, le solicitó a Rodolfo Piza, candidato del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC), que “no se burle de la gente, que ya está cansada de tanta burla”.

Desde su punto de vista, existen estudios suficientes que indican que los niveles de deuda y déficit fiscal deberían obligar a los candidatos “a ser responsables, consecuentes y consistentes de las propuestas que se hacen a los ciudadanos”.

Piza impulsa solicitar un préstamo por $900 millones para construir la primera línea de un metro de 9,5 kilómetros entre Goicoechea y San José, en caso de ocupar la silla presidencial en mayo próximo.

El préstamo se realizaría a 30 años plazo y se pagarían $6 millones mensuales a algún organismo internacional para construir la primera línea que beneficiaría a 200 mil personas que viajan a San José centro.

La promesa la hizo el socialcristiano cuando era aún precandidato el 6 de abril del año pasado, al inaugurar su casa de campaña en Barrio Escalante, la cual lucía en las paredes imágenes de un metro en alta resolución , mientras que en los pasillos simularon también los rieles.

La idea es que el metro se enlace con el tren del Incofer en la Estación del Atlántico y así haya una ruta conjunta desde Paraíso de Cartago hasta El Coyol en Alajuela, mientras que también habría un entronque hacia Desamparados.

Sin embargo, para Hernández la solución no está ahí, pues considera mejor un tren rápido de pasajeros aéreo, que un 20% del metro completo de Piza.

El precio final propuesto por Piza sería de aproximadamente $11 mil millones, contra los $1,8 mil millones del tren aéreo de Hernández.

“Las necesidades de inversión en infraestructura vial y de otra naturaleza, hacen que seamos sumamente recatados en el uso de los recursos públicos, y no fantasiosos en proyectos que no tienen viabilidad, económica, financiera, ni técnica en los momentos que vive Costa Rica”, insistió Hernández.

Por este motivo, propone que la construcción del tren aéreo se haga mediante alianzas público-privadas.

Otra de las razones para proponer esta solución es que con el ferrocarril actual existen 210 puntos de eventual choque, por cruces con las carreteras y al ser un tren aéreo, no existiría peligro de más accidentes.

También señaló como urgente entrarle al tema de la sectorización del transporte público, modalidad autobús y para eso es necesario utilizar una estrategia para involucrar a las municipalidades, los empresarios del transporte público, los ciudadanos, el gobierno y la empresa privada para ponerles atención a todos los cuellos de botella de la capital. 


Ver comentarios