Logo La República

Sábado, 15 de diciembre de 2018



ACCIÓN


Guerreros montaron un espectáculo a lo “Rocky”

Walter Herrera [email protected] | Martes 12 diciembre, 2017



Hacía tiempo que el fútbol nacional no tenía un partido donde el juego ofensivo, culminación de jugadas en los arcos y deseos de buscar la victoria por encima del cálculo matemático era el único objetivo.

Desde el momento en que el árbitro sopló su silbato para anunciar el inicio del encuentro entre el Pérez Zeledón y el Deportivo Saprissa, ambos posaron sus miradas en los tres puntos; por un lado para mantener el liderato y aumentar la ventaja en la tabla, en el caso de la visita o recuperar el primer lugar y depender de sí mismos para ganar la cuadrangular, esto como objetivo pezetero.

El partido que al final terminó 3-2 en favor de los de casa, fue de lo mejor de la cuadrangular, quizá del campeonato por una sencilla razón, al mejor estilo de la película Rocky, ambas partes subieron al ring y mostraron todas sus armas, con el fin de noquear a su rival y quedar a un paso del último boleto hacia la Gran Final contra Herediano.

Lea más: Nota de Tano

No pasaron ni cinco minutos cuando Saprissa dio el primer golpe en la mesa con el gol de Henrique Moura, quien aprovechó un despeje del portero Segura para enviarla al fondo de las redes.

La primera oleada de ataques tibaseños tambaleó al Pérez en el primer asalto, sin embargo después del primer golpe en la pizarra, los Guerreros sacaron su artillería y obligaron la retirada morada, que no tuvo de otra más que resguardarse en su mitad de cancha.

En el momento en que Álvaro Sánchez se adueñó de la pelota y se juntó con Luis Carlos Barrantes y Mauricio Núñez, en Pérez solo cantó un gallo. Los siguientes 20 minutos de juego fueron un concierto de “casis” para los que vestían de azul.

Tanto fue el asedio que el guardameta morado, Aarón Cruz, fue el jugador de la tarde noche, quien detuvo un penal a Keylor Soto tras falta saprissista dentro del área. No obstante, era cuestión de tiempo para que la pizarra se emparejara.

Lea más: Nota de Tano

La paridad llegó a los 28 minutos con un gol de Josué Mitchell, luego de recibir un balón dentro del área y rematar fuerte ante la vista de los defensores morados.

Así culminó la primera parte, con dos fuerzas parejas, golpeando las costillas y esperando una muestra de cansancio para dar el guantazo decisivo.

En el segundo tiempo los estrategas pusieron la carne en el asador. En el banquillo de la “S“, Carlos Watson, incorporó a sus jugadores de mayor carácter ofensivo, Marvin Angulo, Jerry Bengtson y David Ramírez para sacar la serie.

Nuevamente los morados se fueron al frente con una anotación de Jonathan Moya a los 49 minutos, para poner cuesta arriba el camino de los pezeteros por segunda vez en el partido.

Pero a pesar de ir dos veces abajo en el marcador, la garra generaleña pudo más, y al 57’, Lauro Cazal empató para colocar el 2-2.

El detalle más impactante que deja la celebración del empate de PZ no es otra más que la reacción de su técnico José Giacone, quien en lugar de celebrar la igualada, con su ceño fruncido encaró a sus jugadores para que tomaran la pelota y la llevaran al centro para dar la estocada final.

Un minuto antes del momento decisivo del encuentro, el portero Segura volvió a negarle la alegría al Saprissa y le detuvo dos remates, uno a David Ramírez de larga distancia y otro a Angulo, que con la complicidad del pique del balón, se dirigió al arco con veneno pero encontró el antídoto en las manos de Segura, en lo que resultaba un final de película.

Ya en tiempo de reposición, en la última juagada del partido, Pérez aprovechó la guardia baja de la zaga morada para asestar el golpe del nocaut, que en este caso llegaría en la pierna zurda del recién ingresado Anthony López, quien desató la locura y tocó la campana para el 3-2 definitivo en las tarjetas.

De esta manera los generaleños les arrebataron el liderato a los morados y se colocan como líderes con 9 puntos, mientras que Saprissa queda con 7 unidades, Herediano con 6 y Santos de último con solamente un punto.


NOTAS RELACIONADAS