Futbolista en Costa Rica gana el doble del salario promedio en el continente
Montaje Juan Pablo Madrigal/La República
Enviar

FIFA dio a conocer en su reporte anual Football Employment 2016 de la FIFPro (organización internacional de futbolistas) los últimos resultados del estudio que analiza las condiciones laborales de los jugadores a nivel mundial.

La investigación concluye que el salario promedio en el fútbol nacional oscila entre $1 mil y $2 mil, es decir, más del doble de lo que se paga en la media del continente americano que va entre los $600 y $1 mil.

“Más de 300 jugadores fueron encuestados en nuestro país, y esto se realiza a nivel mundial para conocer cuánto es el porcentaje de futbolistas que tienen salarios atrasados o que sufren otros inconvenientes laborales con sus clubes”, aseguró Steven Bryce, director ejecutivo de la Asociación de Jugadores Profesionales.

En América se estudiaron las ligas de países como Bolivia, Brasil, Ecuador, Guatemala, Paraguay, Perú, Estados Unidos, Uruguay y Venezuela para unificar los objetivos a nivel mundial.

“FIFPro venía hablando desde hace años de esta idea y ya se realizan pruebas en todo el mundo. Lo que buscan es que todas las partes del fútbol vayan en progreso y tengan una misma reglamentación y que los intereses de todas las partes sean ecuánimes. Seguimos la ideología de que si al jugador le va bien, le va bien al club también”, añadió Bryce.

En comparación con el resto del mundo, Costa Rica presenta cifras positivas para los jugadores. A nivel mundial, un 45% de los futbolistas gana menos de $1 mil al mes.

La situación más caótica se encuentra en África, donde un 73% de los deportistas que se dedican al bolompié no gana ni $1 mil. Caso opuesto se observa en Europa, donde el 68% supera el millar de dólares al mes.

Los casos más extremos también llaman la atención. Un 21% de los jugadores en el mundo encuestados gana menos de $300 al mes. Es decir, apenas la mitad del salario mínimo en Costa Rica (aproximadamente $600).

Mientras que en el polo opuesto, son muy pocos los futbolistas que gozan de ingresos muy elevados. Solo un 2% de los casos estudiados recibe un salario que supera los $720 mil anuales (aproximadamente ¢400 millones).

La oferta y demanda del mercado de piernas les permite a los jugadores más talentosos maximizar su fortuna, aunque la gran mayoría compite por un cupo limitado de puestos de trabajo en los clubes, lo cual genera en ocasiones condiciones laborales precarias.

En muchos países, el clima económico general también determina el potencial para el crecimiento y la profesionalización del fútbol, así como el número de puestos de trabajo a tiempo completo para los jugadores, concluye el reporte de FIFPro.

También asegura que las cifras deberían ser interpretadas en el contexto del ingreso general y el poder económico del país en el que juega un deportista. Por ejemplo, $300 en el Congo vale mucho más que la misma cantidad en Estados Unidos.

Sin embargo, a nivel global, la mayoría de los jugadores están muy alejados de un ingreso que les proporciona seguridad financiera durante un periodo prolongado después del fútbol profesional; muchos incluso luchan para llegar a fin de mes durante su carrera.

El estudio se realizó en la primera mitad de 2016 por la Universidad de Manchester y participaron 54 uniones de fútbol, 87 ligas y se realizaron alrededor de 14 mil entrevistas.

 

Promedio de jugadores con salario menor a $1 mil (mensual)

Contexto físico          Porcentaje

Nivel mundial                  45
África                               73
Suramérica                      47
Europa                            32

 

Ingresos a nivel mundial

  • 21% de jugadores gana menos de $300 por mes
  • 45% menos de $1 mil por mes
  • 74% menos de $4 mil por mes
  • 2% más de $720 mil al año

 

Fuente: 2016 Football Employment Report

Ver comentarios