¿Es una pyme un “startup”?
"Las pequeñas y medianas empresas han sido siempre un motor fundamental en el crecimiento económico y distribución de la riqueza", manifestó Tomás de Camino, presidente de la Fundación Costa Rica para la Innovación. Cortesía/La República.
Enviar

Varias pequeñas empresas me han preguntado si una pyme es un “start up”.

Me lo han preguntado porque de cierta manera se sienten desplazadas, mientras que  se ha sugerido incluso que el dueño de una pyme no es un emprendedor o emprendedora.

Una pyme es una pequeña o mediana empresa, y en diferentes países, la definición de pequeño y mediano es diferente (comparen Estados Unidos y Costa Rica por ejemplo).

Las pequeñas y medianas empresas han sido siempre un motor fundamental en el crecimiento económico y distribución de la riqueza.

Son las pymes que generan economías locales, y las que permiten una redistribución de riquezas.

En Costa Rica, una pyme es una empresa pequeña que está registrada legalmente y que está facturando, es decir ya produce y vende servicios o productos.

También existen las “micro” (miPyme), pero a estas yo las considero como pymes igual.

Ahora bien, la palabra “startup”, se comenzó a utilizar a partir de 1976, a raíz de un artículo de Forbes (no he podido acceder a la revista), refiriéndose a empresas que nacen y pueden crecer muy rápidamente.

El término se ha propagado y hoy en día incluso forma parte del vocabulario de emprendimiento en Costa Rica, aunque la realidad es que la naturaleza del desarrollo de nuevas empresas es muy diferente en Norteamérica o países donde hay altos niveles de inversión de riesgo, así como en nuestro país.

En mi opinión la idea de “startup” es un concepto que, aplicarlo de la misma manera en  Costa Rica, no es funcional.

Lo que sí, de la idea de “startup” rescataría lo siguiente:

1. No tener pensamiento local sino global

2. Pensar en negocios donde todavía no existen mercados

3. Buscar inversión externa y alternativa

4. Probar ideas rápidamente y validarlas rápidamente.

5. Si no funciona, cerrar rápidamente

6. No busca crear un empleo propio, sino una misión

En mi opinión, muchos de estos se pueden y deben aplicar a las pymes.

En ese sentido, a partir de una sociedad registrada, permite el surgimiento de varias posibilidades de negocio dentro de la misma empresa, no solamente una.  

Así por ejemplo si mi negocio es una Jalea, entonces registro una empresa de producción y distribución de alimentos. La Jalea es entonces solamente uno de los posibles productos, pero deja abierta la posibilidad de incluso otros productos, servicios y modelos de negocio dentro de la misma estructura.

Una de las cosas más importantes es que la pyme debe construir una imagen. Su marca y misión como activos intelectuales para generara confianza y “prueba social” de sus actividades.

Ahora bien, quiero mencionar algunos puntos que me gustaría destacar y dejar para discusión de “starups” y pymes:

1. Las “startups” o empresas que han partido de la idea de emprendimiento incubación, etc. no han cambiado la economía del país todavía, las pymes sí.

2. No existe el mismo capital de inversión de riesgo que en otros países, por tanto, dada las condiciones, en Costa Rica no emergerían nuevos modelos de negocio (esto tenemos que cambiarlo)

3. Las pymes son importantes para el desarrollo del país, y permiten una distribución amplia de las riquezas y la generación de empleo, por su parte, las “startups” no, dado que si son buenas, probablemente saldrían del país para desarrollarse en otro lado.

4. Las pymes  también están fundadas por emprendedores y emprendedoras dedicados que pueden desarrollar negocios locales exitosos

5. Las pymes  buscan financiamiento por medios tradicionales (préstamos de banco, etc), esto lo podemos cambiar, y pensar en buscar capital a través de inversionistas o “crowdfunding”.

6. A ambos (“startup” y pymes), les cuesta arrancar y se deben registrar como sociedad, asociación, fundación, etc. (depende del tipo de emprendimiento)

7. En principio, al menos en Costa Rica,  un “startup” es prácticamente igual una pyme.

8. No existe diferencia entre la motivación de pymes o “startups” (como lo he leído en algunas partes).

9. Ambos pymes y “startup” buscan generar riqueza y generara impacto social y cultural

Pienso que en Costa Rica debemos cambiar el modelo de pymes y utilizarlos como base para generar negocios innovadores.

Agarrar la idea de “startup” y suplementar la idea pyme.  Es decir debemos aprovechar la fuerza de estas empresas y transformarlas en las generadoras de “startups”, de nuevas posibilidades de negocios, uniéndolas, encadenándolas y  sacando nuevas posibilidades a partir de ellas.

Las pymes deben ser las dueñas de procesos transformacionales de economía, productividad y generación de trabajo.

Una nota final, esto es mi opinión, y estoy abierto a escuchar opiniones y discutir ideas…

Tomás de Camino Beck

Co-Director

Fundación Costa Rica para la Innovación

Presidente

Asociación de Gestores de Innovación

[email protected]

4001-6579


 

Ver comentarios