Logo La República

Viernes, 14 de diciembre de 2018



COLUMNISTAS


Desencanto

Pedro Oller [email protected] | Martes 08 julio, 2014


El sector productivo nacional ha instado al señor Presidente incluso antes del 8 de mayo a revisar el costo de la energía en Costa Rica


Desencanto

Qué tirada. A menos de dos meses de gobierno y, con el mayúsculo éxito de la Selección Nacional en Brasil, a la administración Solís Rivera se le están cayendo las medallas. Grave porque en realidad el tiempo que ha transcurrido es escaso, pero lógico porque la gente ya no come cuento.
El señor Presidente y su Ministro de la Presidencia han metido la pata reiteradamente en sus manifestaciones. Se pregunta uno cómo es que, quienes fueron tan efectivos en sus mensajes de campaña, hoy pueden errar tanto y en espacios tan cortos.
No me voy a referir al tema de los salarios de los ministros, congelados y descongelados cual si fuera quedó. O al pago que hace la UCR del sueldo de dos jerarcas. Me voy a concentrar en el costo energético en Costa Rica que incluye los hidrocarburos y la electricidad.
El sector productivo nacional ha instado al señor Presidente —incluso antes del 8 de mayo— a revisar el costo de la energía en Costa Rica. Cada día que pasa perdemos competitividad como país por el alto costo de este insumo. Don Luis Guillermo no solo se ha referido reiteradamente al tema sino que cuenta en su gabinete con personas versadas que deberían ayudarle a dar respuesta como don Carlos Obregón en el ICE o Irene Cañas, viceministra del MINAE.
A mediados de junio había dicho tener un informe del ICE que permitiría ajustar hasta un 15% el precio de la electricidad. Para esos días también, el MINAE había sugerido retomar la discusión del proyecto de Ley de Contingencia Eléctrica. Sin embargo, hacia finales del mes el Presidente dijo que crearía un foro interdisciplinario que tendría 18 meses para plantear una nueva matriz energética a largo plazo. Restó así la inmediatez de la solución al problema.
“La gente no es estúpida” aseveró don Luis Guillermo al descartar que durante el Mundial se diera un aumento en la gasolina, en la electricidad. Sin embargo, justamente entre el triunfo contra Uruguay y la ronda de penales contra Holanda eso es lo que ha sucedido.
Pidió explicaciones a la ARESEP sobre la fórmula que aplica para decretar los aumentos en los combustibles. No las aceptó por ser “omisa(s) y con contradicciones”. El regulador Meléndez le sugirió eliminar el impuesto a la gasolina o reducir los costos de RECOPE. Al referirse a la reducción de costos, no está claro si el señor regulador contempló el aumento del 17% en su salario y el de la reguladora adjunta López.
El candidato Solís había previsto en La Nación a pregunta de Rosa Gutiérrez sobre cómo bajar el costo de la electricidad “Calcular de forma diferente las tarifas, quitarle impuestos al búnker y garantizar que los costos de la ineficacia de las productoras y distribuidoras de electricidad no se traslade a los usuarios.” El presidente Solís hoy reconoce que no es lo mismo verla venir y se desdice.
Era imposible sostener la expectativa que generó su elección todo el cuatrienio que le corresponde a don Luis Guillermo gobernar. Pero, ¿menos de dos meses? Parafraseando su discurso de toma de posesión: “Si no los escucho. Reclámenlo. Si los abandono, si no estoy ahí cuando más me necesiten (…)”

Pedro Oller


NOTAS ANTERIORES


¡Los grandes contribuyentes!

Viernes 14 diciembre, 2018

Dicen los orientales que a los árboles más altos los golpea siempre más fuertemente el viento. Na...

2018: Balance planetario

Viernes 14 diciembre, 2018

Un país tan pequeño pero situado en una región geopolíticamente de primera magnitud como es Costa...

De la huelga y otros detalles

Viernes 14 diciembre, 2018

Por más de una década se discutió en Costa Rica la necesidad de avanzar en una reforma laboral qu...