Carlos Ricardo Benavides: “PLN estará obligado a negociar agenda con otras fracciones”
Enviar

El Partido Liberación Nacional (PLN) sufrió el más duro golpe de su historia política en las pasadas elecciones presidenciales y aunque ahora tiene la minoría más grande en el Congreso, sus votos no sumarán si no alcanza acuerdos con otros partidos políticos.

La fracción es consciente de eso y ya inició el cabildeo con otros partidos, pero sin duda, sus ojos están puestos en Restauración Nacional, Acción Ciudadana y la Unidad Social Cristiana.

Sin embargo, la mayor responsabilidad en materia fiscal, infraestructura, atracción de negocios y decisiones sociales, debe promoverse desde el Gobierno y “no de un partido que ahora es oposición, porque el pueblo así lo escogió”, aseguró Carlos Ricardo Benavides en entrevista con LA REPÚBLICA.

¿Qué tipo de aliados debe buscar el PLN después de su derrota el pasado 4 de febrero?

El PLN está obligado a negociar por agenda, que es lo propio de un partido programático, que busca llevar a la práctica su prédica política.

Eso es lo que vamos a hacer: vamos a negociar con todos los partidos políticos lo que sea necesario y a construir mayorías.

Tenemos una fracción de 17 que es la minoría más grande del parlamento y debemos aprovechar esa cantidad de votos, que es relevante dentro de ese pequeño mundo multipartidista.

¿Buscarán congraciarse con Restauración Nacional?

No es la única posibilidad, como tampoco somos la única alternativa para Restauración. Es evidentemente la vía más directa para alcanzar una mayoría cada 1° de mayo.

Podríamos tener la misma visión en temas relacionados con la promoción del modelo de desarrollo basado en la atracción de inversiones y la exportación de bienes y servicios, es posible que tengamos más identificación con ellos que con el Frente Amplio, por ejemplo. Sin embargo, es muy difícil adelantar criterio sin poner la agenda sobre la mesa.

He escuchado politólogos decir que es más fácil que a un liberacionista le corten la mano que buscar una alianza con el PAC, sobre todo por el resentimiento político con ese partido, ¿cree usted que esto es así?

No. Creo que con el PAC también podemos coincidir y ellos también se han caracterizado por vivir resentidos con los liberacionistas.

Hoy andan buscando el voto de los verdiblancos y tomándose fotos con algunos. Me parece que eso no juega para los efectos de llegar a acuerdos en la Asamblea Legislativa, también con el PAC queremos y podemos hacerlo.

¿Le preocupa qué se pierdan cuatro años debatiendo solo temas de derechos humanos y que se dejen de lado muchas cosas importantes en materia económica y social?

Sí, claro que me preocupa; pero no creo que suceda. Por lo menos, no está en nuestro ánimo pasar cuatro años con una agenda monotemática. Este país tiene muchas necesidades como para concentrarse en un tema, por importante que sea. Hay que enfocarse en temas de infraestructura, fiscales, seguridad ciudadana y los relacionados con la equidad y la distribución de la riqueza.

Pero, hablando de este tema, ¿cuál es la visión de Liberación Nacional en materia de derechos humanos?

Actualmente, hay algunas posiciones extremas en el país, que no deberían ser las que guíen el debate. Creemos en los derechos para las parejas del mismo sexo, pero no en la figura del matrimonio igualitario. No creemos en el aborto y sí en otras libertades que dignifican al ser humano. Pensamos que la Asamblea Legislativa puede tomar decisiones que respalden los derechos de todas las personas sin herir valores que están muy presentes en la mayoría de los costarricenses.

En materia fiscal, el PLN abogó por la necesidad de modernizar el impuesto de ventas por uno al valor agregado, es poco probable que en esta legislatura lleguen a acuerdos, ¿cuál va a ser el cabildeo en la próxima?

Al que le toca vender esa idea es al próximo Gobierno ya sea Restauración o el PAC, es el que debe decirles a los costarricenses cuáles impuestos quiere y cuáles van a ser los recortes al gasto y cómo va a detener los disparadores.

Sin eso, los diputados no van a poder aprobar reformas. Es imposible hacerlo, desde la Asamblea, sin tener la batuta de parte de un ministro de Hacienda o de un Gobierno.

El Gobierno tiene la iniciativa de ley durante seis meses al año y le corresponde explicarle a la gente que existe una carencia de recursos y cuáles son las consecuencias sobre la economía.

¿Pero los cambios vendrían por salarios y pensiones de lujo?

Estamos en contra de las pensiones millonarias y promovimos los últimos recortes; todavía falta por aprobar la ley sobre las pensiones del Poder Judicial, pero como le digo, ahorita el pueblo de Costa Rica le dio a Liberación Nacional el puesto de oposición y es al próximo gobierno al que le toca proponer e impulsar reformas.

Una de las críticas más grandes de este Gobierno es el estado de la infraestructura, ¿desde el Congreso, qué cambios se pueden hacer para agilizar los trámites y las trabas en la gestión?

En materia de préstamos, presionaremos para que los que ya están aprobados se ejecuten y vigilar que así sea y denunciar los atrasos injustificados. En concesión de obra pública habría que ver qué se puede hacer, pero lo primero es tener un Gobierno comprometido y que crea en la concesión de obra pública.

El presente Gobierno falló en materia de infraestructura, simplemente porque no cree en esta figura jurídica.

Para nadie es un secreto que la Asamblea es un trampolín para cualquier figura política y muchos han pasado por ahí, antes de llegar a la Presidencia, ¿es un primer paso suyo para una candidatura?

Yo no lo veo así. Yo tengo muchos años de participar en política sin que eso signifique promoverme, ni a una ni a otra cosa; simplemente tengo condiciones para el servicio público. Además, toda aspiración o especulación al respeto hacia Liberación me parece una falta de respeto de quienes las plantean, yo creo que los liberacionistas debemos estar enfocados en lo que suceda en esta segunda ronda electoral y ver cómo les ayudamos al país y al próximo gobierno, no importa de quién sea.


¿Quién es?

Nombre Carlos Ricardo Benavides
Cargo actual Próximo jefe de fracción del PLN
Estudios realizados:
-Licenciado en derecho y notario público por la Universidad de Costa Rica
-Especialista en derecho público
Experiencia profesional:
Ministro de la Presidencia (2011-2014)
Ministro de Turismo (2006-2010 y 2010-2011)
Presidente del Comité Ejecutivo de la Organización Mundial del Turismo (2008-2010)
Diputado a la Asamblea Legislativa (2002-2006)



Ver comentarios