Cacore: Luz verde a ventas ambulantes representa un ataque contra comercios formales
Imagen con fines ilustrativos. Shutterstock/La República.
Enviar

La Cámara Costarricense de Restaurantes y Afines (Cacore) considera que la modificación del Artículo 218, de la Ley General de Salud para permitir las ventas ambulantes bajo parámetros municipales, es un ataque directo contra los restaurantes, cafeterías y demás comercios formales.

“Nos oponemos rotundamente a la legalización de la informalidad promovida por el Gobierno”, dijo Mariemilia Morales, presidenta de la Cámara.

El pasado 6 de setiembre los diputados de la Comisión de Asuntos Jurídicos de la Asamblea Legislativa dictaminó el proyecto que busca autorizar las ventas ambulantes de frutas, alimentos empacados, preparados y demás.

Por su parte, la Cámara considera que con la promoción de la informalidad conllevaría la proliferación de riesgos sanitarios y la alteración del orden público.



Ver comentarios