Enviar
Proyecto de ley propone exonerar este tipo de vehículo del tributo Selectivo de Consumo
Autos híbridos no pagarían impuesto
Medida no impone límite al tamaño del motor, por lo que es criticada por incentivar importación de autos asequibles solo a la clase alta

Una propuesta a la nueva Ley de Tránsito en el Congreso desata polémica. La iniciativa busca exonerar del Impuesto Selectivo de Consumo a los vehículos híbridos importados, sin límite de cilindrada, es decir sin importar el tamaño de su motor.
El cambio se daría en que en la actualidad pagan un 15% de este tributo los autos híbridos de 2 mil centímetros cúbicos (c3) o menos.
El descontento de los opositores de esta exoneración radica en que al no poner límite a la cilindrada, no pagarían impuestos los autos híbridos con motores grandes, los cuales a pesar de ser menos contaminantes que uno convencional con el mismo tamaño de motor, sus emisiones no son tan bajas como para recibir este favor fiscal.
“De ser aprobada esta ley existiría el riesgo de dar incentivos innecesarios a vehículos híbridos particulares con cilindrada elevada, innecesarios pues el motivo de la ley es la reducción de emisiones y estos autos podrían no ser compatibles con este principio”, explicó Esteban Bermúdez, integrante del grupo ambientalista CO2.cr.
Otro factor que alegan los grupos opositores es que los únicos beneficiados serían personas con alto poder adquisitivo, pues por lo general el precio de estos vehículos es elevado. Lo anterior porque la tecnología es cara y además se trata de motores grandes.
“Los costos de estos carros son muy altos, por lo general de $50 mil o más, en ese caso prefiero apoyar autos de baja cilindrada que no sean híbridos, de menos de 1.000 c3, esto contamina menos que un híbrido grande, de 3.500 o 4 mil c3”, aseguró Juan Carlos Mendoza, diputado del Partido Acción Ciudadana.
La propuesta de los opositores, es que si realmente la idea es bajar las emisiones del sector transporte, se debería tomar como referencia para la reducción de impuestos, la cantidad de dióxido de carbono que emite cada tipo de vehículo por kilómetro.
En este sentido, en vez de exonerar a todos los híbridos, sería más lógico exonerar aún más los autos 100% eléctricos, pues emiten de cero a 15 gramos de dióxido de carbono por kilómetro.
De estos ya hay varios en el mercado nacional. Entre ellos, el Reva que ingresó en diciembre de 2008 y el Mitsubishi i Miev, que recién llegó al país para su comercialización.
En la actualidad, estos no pagan impuesto selectivo de consumo, sin embargo podría exonerarse el impuesto de ventas, es decir un 13%.
En el caso del carro eléctrico Reva, su costo bajaría cerca de $2 mil y el i Miev, unos $7 mil.
La exoneración del 15% del Selectivo de Consumo a los autos híbridos fue propuesta por el Ministerio de Obras Públicas y Transportes a la Comisión de Tránsito, liderada por Viviana Martín, diputada liberacionista.
“Nadie en la comisión ha objetado el tema de la cilindrada, sin embargo estamos a tiempo para hacer el análisis de estos alcances con el fin de incentivar la utilización de estos vehículos sin favorecer a una clase en particular”, dijo Martín.
Este impuesto ya había sido reducido, pues originalmente todos los híbridos pagaban igual que un auto convencional, es decir un 30% o más según su antigüedad. De manera que al pasar de tributar un 15% a un 0%, sería una nueva reducción, quedando al mismo nivel que los eléctricos.
Vanessa Chaves
[email protected]


Ver comentarios