¡Alerta! Su corazón podría avisarle antes de fallar
Enviar

Las enfermedades cardiacas se han convertido en el enemigo número uno de los ticos y pese a que las estadísticas siguen en aumento, en muchas ocasiones este no es un adversario silencioso ni solapado, todo lo contrario, envía señales de alerta que conviene saber interpretar y así evitar un accidente cardiovascular.

El infarto es la muerte de una parte del tejido cardiaco. Esto es producido principalmente por una obstrucción al flujo sanguíneo que irriga el corazón. Este accidente no es un tema solo de personas con edad avanzada sino también de jóvenes, debido al ritmo de vida acelerado y los malos hábitos de vida.

Las poblaciones más afectadas son los hombres; sin embargo, las mujeres al entrar en la menopausia tienen un riesgo similar a los varones, comentó Juan Pablo Solís, cardiólogo y médico internista.

Son también poblaciones de riesgo el grupo de los diabéticos, hipertensos, tabaquistas y los portadores de colesterol y triglicéridos altos.

Otro indicador importante es la circunferencia abdominal, un parámetro avalado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para determinar el riesgo de desarrollar una enfermedad cardiovascular. Esta medición señala que un tamaño excesivo de la cintura podría sugerir una acumulación de grasa dentro del abdomen y por ende, un mayor riesgo de sufrir enfermedades crónicas como diabetes o hipertensión.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) establece el valor máximo saludable del perímetro abdominal en 88 centímetros en la mujer, mientras que en el hombre el valor es de 102 centímetros.

“La grasa comprime los órganos internos y podría ser un indicador de posibilidad de desarrollar infartos u otras enfermedades asociadas, es importante que cuando se detecta un alto riesgo se tomen en cuenta otras medidas inmediatas como la valoración nutricional y el seguimiento con un profesional o un cardiólogo, quien indicará las pruebas posteriores para asegurar el funcionamiento de este órgano”, recalcó Marta Ospino, cardióloga.

Alarmas
Existen varios síntomas que nos pueden hablar del mal funcionamiento cardiaco y un eventual infarto.

Falta de aire con los esfuerzos o durante la noche
Palpitaciones fuertes
Desmayos
Cansancio y fatiga
Dolor torácico con esfuerzos irradiado a cuello o brazo izquierdo
Retención de líquidos en las piernas
Si usted detecta alguno o varios de estos síntomas debe visitar un especialista cardiólogo. Además, es importante saber si existe la presencia de muertes prematuras en familiares de primer grado o de cardiopatías en hermanos o padres.

“A la hora de la valoración y revisión de los pacientes toma mucha importancia la presencia de soplos cardiacos, arritmias o tener un electrocardiograma alterado”, comentó Solís.

¿Cómo se pueden prevenir las cardiopatías?

La parte más importante de prevenir un problema cardiaco consiste en combatir anticipadamente los factores nocivos para el corazón, detectar tempranamente las enfermedades crónicas y llevar un control médico periódico. Además, buscar un equilibrio en la parte física, psicológica y espiritual.

También, factores como niveles altos de estrés, sedentarismo y el fumado aumentan el riesgo de sufrir un accidente cardiovascular.
“Si se pretende disminuir esta cifra, una persona sana debe conocer los cuidados mínimos que debe tener para cuidar la salud de su corazón. Se sugiere tener una dieta balanceada, con alto consumo de vegetales y frutas. Además hacer ejercicio aeróbico de tres horas semanales; tener una valoración médica anual; hacerse estudios de laboratorio anuales y realizarse un electrocardiograma anual”, indicó Solís.

Con respecto a la alimentación los nutricionistas recomiendan una dieta saludable a base de proteínas magras como el atún. “La razón por la que recomendamos el atún como una fuente de proteína magra es porque el pescado contiene una cantidad importante de ácidos grasos y omega-3, propiedades que el cuerpo necesita para impulsar la función cerebral, reducir la inflamación y mejorar la salud del corazón”, mencionó Alejandra Barrantes, nutricionista en Clínica Nutriva.



Ver comentarios