Enviar
Balance favorable en los resultados de los acuerdos
Ganamos con los TLC

Crecimiento también en importaciones, que benefician a consumidores

En vísperas de entrar en vigencia tres nuevos acuerdos, Costa Rica refleja un balance favorable en los resultados de sus actuales tratados de libre comercio, sobre todo para varios sectores de la economía nacional, entre ellos el agropecuario.
Con los tres tratados anticipados, con la Unión Europea, Perú y Singapur, podemos esperar mayores beneficios aún.
Por ahora, se trata de seis TLC analizados por LA REPUBLICA, sin incluir el centroamericano, cuyos efectos ya han sido cuantificados, desde su inicio en 1964, ni el chino, que es tan nuevo, ni el de Estados Unidos, por no cambiar de forma significativa las condiciones de exportación que existían antes, bajo los términos de la Cuenca del Caribe.
En el caso de esos seis acuerdos, lo más importante es que el volumen del comercio ha crecido en ambas direcciones, tanto en las ventas ticas al exterior, como en las compras a socios extranjeros.
De hecho, en lo que a esos acuerdos se refiere, hubo un solo caso de decrecimiento en el intercambio, el que se tiene con los países caribeños.
Además, el volumen bilateral del comercio con Panamá está tablas; sin embargo, se trata de un acuerdo todavía nuevo, por haber entrado en vigor hace tan solo tres años.
Los demás casos demuestran un crecimiento sano en ambas vías.
En lo que a las exportaciones se refiere, los TLC a menudo representan solo una parte del crecimiento, hay otros elementos que las han impulsado, que podrían incluir variaciones en el tipo de cambio, así como el rendimiento económico en otros países.
Sin embargo, los TLC en general ayudan a maximizar la eficiencia de los países involucrados, más que todo al eliminar los aranceles —una forma de impuesto—, a los productos importados, para que sea más barato adquirirlos.
En el caso de esos seis TLC firmados por Costa Rica en los últimos casi 20 años, aparte de los excluidos para efectos de este análisis, los aranceles han bajado en relación con varias categorías de productos, dependiendo del país.
Sin embargo, los sectores de exportación favorecidos por la baja en los aranceles en general incluyen los productos agrícolas de valor agregado, la ropa y los alimentos.
En caso de un eventual acuerdo con la Unión Europea, habrá nuevas oportunidades para la industria metalmecánica y pulpas de frutas, así como para productos agrícolas básicos, como banano, piña y melón.
La UE actualmente restringe los volúmenes de las compras de varias frutas y hortícolas costarricenses, para favorecer la importación desde las excolonias europeas.
Además, Costa Rica está negociando otros con Colombia y un grupo de países europeos, no miembros de la zona del euro.
Así mismo, se espera arrancar diálogos con Corea del Sur a principios del próximo año.

Natasha Cambronero
[email protected]




Ver comentarios