Logo La República

Sábado, 23 de febrero de 2019



GLOBAL


Wikileaks revela más críticas de los Kirchner

Redacción La República [email protected] | Jueves 02 diciembre, 2010



Wikileaks revela más críticas de los Kirchner

Los jefes de Gabinete del Gobierno de Argentina hablaron con diplomáticos estadounidenses del difícil trato con el fallecido ex mandatario Néstor Kirchner y su esposa, la actual presidenta, Cristina Fernández, según los cables filtrados por la web Wikileaks a El País.
Después de que los primeros documentos revelaran que el Departamento de Estado de Estados Unidos pidió información a su embajada en Buenos Aires sobre la salud mental de la presidenta, ayer salieron a la luz los comentarios de los jefes de gabinete en sucesivos Gobiernos de los Kirchner, Alberto Fernández (2003-2008) y Sergio Massa (2008-2009).
Según los cables diplomáticos de Estados Unidos filtrados por la página de Internet Wikileaks al diario “El País”, Massa confesó a un diplomático poco después de dejar su cargo que quien dirigía el Gobierno era Néstor Kirchner quien falleció a los 60 años de un ataque cardíaco el pasado 27 de octubre y la presidenta “cumplía órdenes”.
El funcionario revela que el que fue “mano derecha” de la mandataria le confesó que tuvo que lidiar con una mandataria “sometida” a su marido y opina que “la presidenta trabajaría mucho mejor sin Néstor que con él”.
En un cable anterior el diplomático indicó, también en referencia a Massa, que “nos asegura que CFK (Cristina Fernández de Kirchner) remite casi todos los asuntos a su marido y que en la práctica solo obedece órdenes”.
Los diplomáticos transmitieron a Washington lo que políticos argentinos les fueron contando de los Kirchner durante cenas y encuentros privados.
En una cena en casa de un amigo financiero, Massa dijo que los Kirchner no tenían la menor oportunidad de ganar las elecciones de 2011 y llegó a calificar a Néstor Kirchner de “psicópata”, un “monstruo” cuya “aproximación matona” a la política refleja su sentido de inferioridad.
Fue tal la dureza de sus palabras que según cuenta la actual embajadora estadounidense, Vilma Martínez, en uno de los cables filtrados su esposa Malena Galmarini le hizo señas para que se callara.
Massa explicó a Martínez que espera que Argentina no siga el camino de Venezuela.
“Cree que, con todos sus problemas, Argentina no es Venezuela. Su sociedad es demasiado educada, tiene una amplia clase media y su economía es mucho más compleja que el monocultivo petrolero de Caracas. Argentina, explicó, no permitirá a los Kirchner consolidar su poder con mayor gobierno autocrático”, indica el despacho.
En otro cable también citan las opiniones del ex asesor Alberto Fernández, quien más discreto” afirma que Néstor Kirchner tiene “mejor reputación de competencia que su esposa”, pero considera que “no podrá ganar las elecciones de 2011”.
El ex jefe de gabinete teme que “CFK gobierne progresivamente más desde la izquierda, que es el único sector que les permanece fiel”.
No obstante, considera “la izquierda por sí misma no es capaz de llevar a nadie a la Presidencia en este país”.
La preocupación por la situación política argentina se refleja también en un telegrama de la Embajada de Estados Unidos en Santiago de Chile, que recoge comentarios de la presidenta Michelle Bachelet al secretario de Estado adjunto, Arturo Valenzuela, durante su visita en enero de 2010. La presidenta chilena pasa revista a la actualidad latinoamericana en su conjunto y, en el caso de Argentina, afirma el documento, “expresa francamente los retos que enfrenta ese país, desde sus débiles instituciones y su falta de una democracia robusta a su inestable presidente”. El texto no entrecomilla ni atribuye palabras exactas a Bachelet sino que resume una conversación.
Tampoco se entrecomillan los comentarios sobre el Gobierno argentino que formuló el secretario general de la Oficina del Presidente del Gobierno español, Bernardino León, durante su entrevista con el entonces secretario de Estado adjunto, Thomas Shannon, en mayo de 2008. El despacho de la Embajada norteamericana en Madrid asegura que León califica a Argentina de muy preocupante y que les explica que las empresas españolas están inquietas por el tono populista de su Gobierno y el nivel de corrupción. “Hay gente complicada y movimientos en torno a la presidencia [argentina]”, resume el telegrama. “León sugiere que algunos viven de acuerdo con el viejo dicho de que un político que es pobre es un pobre político”, relata el diplomático norteamericano que firma el despacho.

EFE/Washington