Una mezcla para el éxito
Enviar
Una mezcla para el éxito

La diversificación protege al inversionista en tiempos difíciles. Ya hemos hablado en anteriores fascículos sobre la importancia de la diversificación. ¿Por qué se insiste tanto en este tema? Porque es muy frecuente que los inversionistas insistan en concentrar todas sus inversiones en un mismo tipo de inversión, poniendo en riesgo todo su dinero. Con lo sucedido en los últimos días, se hace más necesario colocar el dinero en diferentes tipos de inversión. Hay varias formas de diversificación. Aquí se apuntan algunas; lo ideal es hacer una mezcla de todas:

Por plazos

El inversionista no puede colocar todas sus inversiones a largo plazo, pues debe tener recursos para contingencias. Además, como vimos en los fondos de corto plazo, es mejor tener acceso a recursos inmediatamente en caso de crisis, pues de lo contrario habría que pagar multas por solicitar retiro anticipado o vender las participaciones a un precio más bajo. Por otra parte, tampoco es bueno tener todo a corto plazo, porque se pierden oportunidades de alcanzar buenas rentabilidades.

Por tipo de instrumento

Es necesario encontrar una buena mezcla entre bonos del gobierno, bonos de empresas, acciones y títulos internacionales, y hacer la mezcla por moneda (colones, dólares o euros). La variedad no es por gusto sino por necesidad. Si usted es un inversionista conservador, tenga una porción fuerte de su portafolio en fondos que inviertan en bonos estatales o de empresas con calificación triple A, pero trate también de tener un fondo que le ofrezca acciones de empresas del exterior.

Por emisor

De nada serviría diversificar a corto y largo plazo, por moneda o tipo de inversión si no se diversifica por emisor. Por ejemplo, el estado ofrece una amplia gama de títulos, pero el hecho de que un fondo tenga el 90% de sus inversiones en un único emisor estatal no está efectuando una buena diversificación. El problema es que el mercado costarricense no ofrece tanta variedad de instrumentos para invertir, y actualmente, la situación financiera en Estados Unidos está muy compleja como para pensar en hacer inversiones en ese país. En resumen, diversifique hasta donde las posibilidades de inversión y sus recursos económicos se lo permitan.

Ver comentarios