Enviar


Siempre existen muchas actividades en diciembre que hacen de este mes el boicot de la rutina normal en el trabajo, los excesos y el desenfoque en nuestro día a día. Para empezar año nuevo, debemos tomar en cuenta lo que estamos haciendo en este mes para cerrar el año con broche de oro y tener mucho éxito para el que sigue.

Ante tanto corre corre, les dejo unos cuantos consejos que espero le sean de utilidad para llegar a enero sin remordimientos, con optimismo y con claridad para empezar el 2017 con el pie derecho:

  1. Mantenerse enfocado: El hecho de que existan más compromisos sociales, no pueden interferir en el desempeño de las tareas de trabajo, del día a día que tenemos que cumplir y objetivos por alcanzar, así que debemos planificar la agenda social siempre fuera de horarios de oficina. Ojalá los fines de semana para no amanecer muy agotado entre semana por eventos que puedan terminar muy tarde y llegar demasiado cansado al trabajo.
  2. Organizar el presupuesto: es más que indispensable especialmente cuando se recibe el aguinaldo.  Lo ideal es realizar un cuadro de todos los gastos adicionales y el presupuesto destinado incluso para los regalos o gastos importantes como pagos de anualidades que ayudan a ahorrar dinero en vez de hacerlos mensualmente, tratando de pagar deudas y ahorrar lo que se pueda para eventualidades futuras.
  3. Mantener la rutina de actividades normal: No dejar de hacer ejercicio solo porque es diciembre, con más razón uno debe mantenerse activo (a) para evitar los kilos de grasa en enero y sentirse con remordimientocomo hasta marzo (se dura aproximadamente 3 meses en recuperar los logros físicos perdidos en diciembre).No comprendo el por qué los gimnasios están vacíos en este mes cuando es donde más ocupamos quemar calorías. Lo ideal es intentar al menos mantener la rutina y la alimentación para no empeorar físicamente.
  4. Alimentación controlada: es necesario evitar los excesos en las tradicionales comidas navideñas que incluyen cerdo, tamales, ponches, licores, quequitos navideños, galletas de jengibre, asados, etc. No se trata de suprimir del todo las comidas pero si por ejemplo va a asistir a una cena, tratar de consumir menos en los otros tiempos de comidas para guardar las calorías consumidas del día para la noche. Otra opción es comer en casa lo más sanamente posible y llegar a la actividad solamente a picar algún bocadillo o tomar algún tragopero en cantidades pequeñas. Lo más importante debe ser el compartir con los demás, no el comer por comer.
  5. Si sale de vacaciones: Desconéctese: Evitemos estar tratando de resolver el mundo de forma remota. Todos tenemos derecho a disfrutar de la familia, la pareja y la vida especialmente en estas fechas, sin estar preocupándonos por los problemas de la oficina. Es necesario un descanso real que permita hacer un alto en el camino, revisar la lista de los objetivos del 2016, verificar qué se cumplió y qué sigue pendiente y plantearse los nuevos retos para el 2017 con energía y optimismo.

De todo corazón, querido lector muchas gracias por destinar minutos valiosos de su tiempo para leer este Blog que espero siga En Movimiento para el próximo año con notas de su interés, que le aporten información útil. Muchos éxitos, salud, prosperidad y principalmente felicidad en estas fiestas.

Saludos cordiales,
 

Ver comentarios