Enviar

Racionamiento en Guanacaste afectaría a turistas
Parte 1

Sequía

Faltaría agua entre seis y 12 horas por día

201211262255220.n1.jpg

Las pocas lluvias que cayeron durante el invierno en el país, generarán un faltante de agua potable en la época seca, más que todo en Guanacaste, pero también en otras zonas del Pacífico y hasta el Area Metropolitana.
Ante ello, hogares, empresas y autoridades se preparan para hacer frente al desabastecimiento.
201211262255220.n11.jpg
En total, durante el invierno que acaba de finalizar llovió un 60% menos que el año anterior, determinó el Instituto Meteorológico.
La zona más afectada sería Guanacaste, pero el problema se extendería a Jacó y Quepos, al igual que a las partes más altas del Area Metropolitana.
Con la cantidad de lluvia caída este año, podría haber racionamiento de entre seis y 12 horas diarias en las zonas afectadas, antes de que termine el verano.
En el caso de los hoteles, algunos tienen planes listos para trasladar agua por sus propios medios, mediante la contratación de camiones cisterna.
Para los habitantes de las localidades con insuficiencia, el administrador del acueducto (en su mayoría AyA) comunicaría con anticipación los días en que sería necesario racionar el agua.
Asimismo, también se llevarían tanques cisterna para abastecer a los vecinos.
Para el caso del Pacífico Norte, existe el denominado Plan Agua para Guanacaste, que pretende construir un acueducto entre Arenal y la costa.
Sin embargo, el plan no ha avanzando, desde de que el Gobierno empezó a analizarlo hace dos años.

Luis Valverde
[email protected]
María Fernanda Cisneros
[email protected]

Parte 2

...y soluciones

O podría ser un acueducto romano

En Guanacaste, el agua vale una fortuna.
Para hacerse rico, tiene que encontrar una manera eficiente de utilizar el agua, en una zona que cada año atrae más visitantes.
La zona turística del Pacífico Norte agrega valor a la economía de la región y la nación, pero también demanda una creciente cantidad de agua, creando un problema de sequía en la zona cada vez que tenemos un invierno sin mucha lluvia, como ha sido el caso de este año.
Para asegurarse de que Guanacaste tenga suficientes recursos en temporada alta, independiente de las lluvias, se podría construir un acueducto que lleve el agua desde Arenal hasta la costa norte del Pacífico.
Pero es poco viable que suceda.
No todo el mundo va a querer un acueducto que atraviese su propiedad.
Incluso, si todos los propietarios estuvieran de acuerdo, el proyecto tendría que obtener la aprobación de no menos cinco agencias del gobierno, además del Colegio de Ingenieros, proceso que en Costa Rica puede tomar hasta diez años.
Por ahora, serán los traileros los que ganen dinero transportando agua en sus camiones cisterna a Guanacaste, así como las empresas que comercializan agua embotellada.
Cualquiera de esas alternativas, implica una solución costosa.
Por eso, la mayor oportunidad de hacer negocio en Guanacaste está en ayudar a las empresas locales a utilizar menos agua, y hacer un uso más eficiente de ella.

201211262255220.n111.jpg

El concepto podría implicar la innovación estructural y tecnológica, tales como los sistemas de filtración y purificación del agua, así como controles computarizados.
También podría involucrar el mercadeo, mediante el uso de un eslogan que destaque el orgullo por ahorrar el agua, como esfuerzo para preservar el planeta.
Guanacaste continuará creciendo en importancia para la economía nacional.
Con un clima fabuloso, las playas hermosas y una mano de obra local altamente capacitada, la región es uno de los destinos más atractivos del mundo para los visitantes de Estados Unidos y Canadá.
La jubilación en los próximos 20 años de millones de baby boomers en América del Norte, significa que la demanda aumentará aún más en los servicios turísticos de Guanacaste, y para ello es necesario el acceso a agua potable.
A los costarricenses que pueden ayudar a las empresas de la zona en hacer un uso más eficiente del agua, le pagarán bien.
Si las empresas de Guanacaste utilizaran menos agua, habría mayor  disponibilidad para los residentes locales.
Todos ganamos.
A largo plazo, un acueducto podría ser una buena inversión para el país.
Los acueductos son simples, fuertes y duraderos.
Muchos acueductos romanos todavía existen, dos mil años después de su construcción.
Ya construimos 255 kilómetros de canales en Guanacaste, que han funcionado bien durante tres décadas.
Algún día, quizá, podremos edificar un acueducto.


Fred Blaser
Co presidente
República Media Group

Ver comentarios