Salida de Grecia del euro volverá a la agenda el año que viene
Grecia pagó su deuda atrasada de 2 mil millones de euros con el FMI, cumplió con un pago vencido de 470 millones que adeudaba al banco central griego y abonó 4.200 millones de euros de intereses y capital al BCE. Bloomberg/La República
Enviar

Salida de Grecia del euro volverá a la agenda el año que viene

 No guarden aún las impresoras de billetes, la salida de Grecia del euro podría volver a estar en discusión el año que viene.
Todavía existe el peligro de que Grecia se vea obligada a dejar la región euro a fines de 2016, según el 71% de los 34 economistas que participaron en una encuesta de Bloomberg.
El 70% dijo prever que Grecia estaría a salvo durante el resto de 2015, aunque casi la mitad pensaba que el paquete de rescate de 86 mil millones de euros ($93 mil millones) a que apunta el primer ministro Alexis Tsipras resultará demasiado pequeño.
Si bien Tsipras está cumpliendo con los requisitos para recibir un tercer rescate, las fallas del acuerdo que firmó con los líderes de la zona euro la semana pasada dan lugar a la preocupación de que Grecia tenga dificultades para implementar el programa trienal.
Los acreedores europeos se niegan a garantizar el compromiso de reestructurar las deudas de Grecia, medida que, según el Fondo Monetario Internacional, es fundamental para que el país pueda estabilizar sus finanzas.
También hay dudas respecto de la meta de 50 mil millones de euros para la venta de activos y, lo que es más importante, las ventajas de imponer más austeridad a una economía hecha añicos.
“Sin alguna forma de alivio de la deuda, el paquete nunca será lo suficientemente grande”, dijo Peter Dixon, economista mundial de Commerzbank AG en Londres, al responder a la encuesta.
“Cargarle más préstamos a un país que no puede devolverlos coincide con la definición de locura que dio Einstein: tratar de hacer lo mismo una y otra vez con la expectativa de obtener resultados distintos”.
Los bonos griegos se desplomaron durante los seis meses de choques entre Tsipras y los acreedores del país.
El rendimiento de los bonos 2017 superó el 30% antes de que se suspendiera la negociación el 26 de junio.
La misma deuda rendía menos del 4% en octubre y alrededor del 10% cuando Tsipras llegó al poder en enero.
Los mercados financieros griegos seguirán cerrados por lo menos hasta que el parlamento haya votado el segundo rescate.

Bloomberg
 

 


Ver comentarios